Ignacio González desautoriza a su consejero de Sanidad pero calla sobre su cese

Ignacio González, presidente de la Comunidad de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

El presidente de la Comunidad de Madrid dice que Javier Rodríguez no ha estado “nada afortunado” con sus declaraciones, y así se lo ha hecho saber. Las polémicas declaraciones de Javier Rodríguez sobre las causas del contagio de ébola de la auxiliar Teresa Romero han llevado a Ignacio González a desautorizarle. Según ha explicado el propio presidente de la Comunidad de Madrid, el consejero de Sanidad no estuvo “nada afortunado” con sus palabras y así se lo ha hecho saber, aunque ha evitado hablar de un posible cese.

“El consejero no ha estado nada afortunado en sus declaraciones, en las forma de manifestarse de los últimos días. Se lo he dicho personalmente y él es consciente de que no ha estado afortunado en algunas de las declaraciones”. Así lo ha dicho durante un acto en el Centro de Arte Dos de Mayo de Móstoles el propio Ignacio González, aunque no ha querido responder a si Rodríguez debería dimitir.

El presidente madrileño ha ‘escurrido el bulto’ al ser preguntado por si el consejero abandonará el cargo diciendo que lo más importante es que la auxiliar contagiada supere la enfermedad, y que “todo el resto de cuestiones ya habrá tiempo de verlas y hablarlas”, informa Efe.

Asimismo, ha insistido en que la situación es de “extraordinaria gravedad” y por eso el contagio de Teresa Romero “centra todas nuestras preocupaciones”. El objetivo es que la enferma pueda superar el ébola, algo que “no es fácil, porque es una enfermedad tremendamente mortal”, aunque la Comunidad de Madrid está aplicándose “para tratar de salvar su vida”, ha apuntado.

González, que ha hecho hincapié en que el Gobierno regional “está trabajando para garantizar la seguridad de todos los ciudadanos” y en que con ese fin “se están tomando todas las medidas por parte de nuestros profesionales, que están actuando con un grado extraordinario de eficacia”, ha apuntado.

Por último, ha repetido, tras decirlo ayer, que debería constituirse una Comisión a nivel nacional a la que deberían incorporarse “cuantos más profesionales y expertos científicos” para que “sigan ayudando a seguir administrando esta situación”, que es nueva en Europa y es “extraordinariamente delicada”.

“Tenemos que seguir andando por ahí, y el resto de cuestiones no son relevantes en estos momentos”, ha reiterado para zanjar así la cuestión sobre la posible dimisión de Rodríguez.