El Congreso cierra el tema de la votación de la reforma laboral y Batet defiende a los letrados

Meritxell Batet

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, en una foto de archivo. (Foto: Congreso)

La Mesa del Congreso ha tumbado por mayoría las quejas planteadas por la polémica en torno a la votación de la reforma laboral, cuya convalidación se aprobó tras el error del diputado del PP Alberto Casero. Así lo ha anunciado la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, que da por cerrado este tema y ha salido en defensa de la independencia de los letrados.

Según ha explicado Batet, la Mesa ha acordado que las decisiones adoptadas “fueron correctas, que el procedimiento de comprobación de voto fue el adecuado, que no hubo error técnico-informático ninguno y que los errores en el voto no dan lugar a repetición o corrección alguna”.

La presidenta del Congreso ha reiterado que, por lo tanto, “en todas las decisiones que se adoptaron se actuó conforme a derecho”.

Además, Batet ha querido responder a la ofensiva de partidos, como el PP, que han criticado con dureza el informe de los letrados. La máxima responsable de la Cámara ha ensalzado la independencia de los servicios jurídicos y ha recordado que “son los mismos” profesionales que han realizado esta labor “bajo otras mayorías políticas”.

En su opinión, criticar a los servicios jurídicos del Congreso es “un modo de desprestigiar a la propia institución”. “Atacarlos a ellos es atacar la legitimidad” de la Cámara, ha asegurado después de avisar que “esta Presidencia va a garantizar siempre la independencia de estos profesionales y su trabajo”.

“Batet se extralimitó”

Las reacciones a las palabras de Batet no se han hecho esperar. La vicepresidenta segunda del Congreso, Ana Pastor, ha comparecido también ante los medios para asegurar que la presidenta de la Cámara “se extralimitó primero al decidir ella, sin convocar la Mesa, que el problema que le planteaba un diputado antes de votación no lo iba a subsanar”. “Al no convocar la Mesa”, ha criticado, “se privó al diputado de su derecho a votar en el sentido que quería hacerlo”.

Tras destacar que hay dos antecedentes en los que sí se convocó a este órgano y se permitió el voto presencial, la popular ha censurado que Batet “se parapeta y se esconde detrás de un informe”, que además no es vinculante. Dicho esto, ha remarcado que se ha presentado ya un recurso ante el Tribunal Constitucional al respecto.