Biden apoya la versión israelí sobre el bombardeo al hospital: “Parece que lo hizo el otro bando”

Guerra en Gaza

Biden apoya la versión israelí sobre el bombardeo al hospital: “Parece que lo hizo el otro bando”

Netanyahu agradece el “inquebrantable apoyo” de Estados Unidos en “momentos difíciles”.

biden y netanyahu

El presidente de EEUU, Joe Biden, y el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu. (Foto: X, antes Twitter, de Benjamin Netanyahu)

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha dado por válida la versión de Israel sobre el ataque que dejó el martes cientos de muertos en un hospital de la Franja de Gaza, señalando que por los datos de los que se dispone actualmente “parece que lo hizo el otro bando”.

Biden ha realizado unas breves declaraciones ante los medios antes de reunirse con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ante quien se ha mostrado “apenado” e “indignado” por la destrucción del hospital, de la que Israel ha culpado a Yihad Islámica. “Según lo que he visto, parece que lo hizo el otro bando, no vosotros”, ha dicho, para acto seguido admitir que “hay mucha gente por ahí que no está segura” de lo que ocurrió.

El mandatario norteamericano ha llamado a ayudar a la población “inocente” que se ha quedado “en mitad” del conflicto entre las fuerzas israelíes y las milicias palestinas. “Hamás no representa a todos los palestinos”, ha declarado.

“El mundo está observando. Israel tiene un conjunto de valores, como Estados Unidos y otras democracias”, ha afirmado Biden, “muy feliz” por una visita que llega precedida de las que ya realizaron previamente sus secretarios de Estado y de Defensa, según Europa Press.

Netanyahu ha querido agradecer a Biden su “inquebrantable apoyo” en estos “momentos complicados” y ha enfatizado que se trata de “la primera visita de un presidente estadounidense en tiempos de guerra”. “Valoramos el compromiso para proporcionarnos las herramientas que necesitamos para defendernos”, ha añadido.

El primer ministro israelí ha repasado algunos de los crímenes cometidos por los milicianos de Hamás y han provocado 1.400 muertos, “quizás más”. “Somos un país de menos de diez millones de personas. Equivaldría a asesinar a más de 50.000 estadounidenses en un día. Eso son como 20 11-S”, ha argumentado.

Por ello, ha pedido que “igual que el mundo civilizado se unió para derrotar a los nazis y a Estado Islámico”, haga también un frente común frente a Hamás. Ha prometido seguir trabajando hasta “derrotar” al grupo y “eliminar esta terrible amenaza” de la vida de todos los ciudadanos.

 

Más información