Los centros de salud de Madrid no estarán listos para la ‘nueva normalidad’ hasta el 31 de julio

Estetoscopio sanidad medico enfermeria enfermera
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La ‘nueva normalidad’ aún tardará en llegar a los centros de salud de la Comunidad de Madrid. Pese a que el estado de alarma terminará en toda España el próximo 21 de junio, estos centros no estarán listos para el escenario que se abrirá a partir de entonces. Y es que, faltan todavía muchas medidas de protección. Algo que en lo que está trabajando el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, pero que no tendrá listo hasta bien entrado el verano.

Así lo advierte la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, que afirma que, según ha podido saber, la Comunidad ha iniciado el Plan de Normalización en los 435 centros de salud de la región. Para ello ya ha empezado a realizar videoconferencias para evaluar las actuaciones a llevar a cabo en cada uno de ellos. Según el sindicato, “está previsto que estas obras finalicen el 31 de julio”.

Esto supondría que no estarían adaptados a la conocida como ‘nueva normalidad’ más de un mes después desde su inicio.

Pese a que las comunicaciones recibidas por CSIF no apuntan expresamente a la instalación de mamparas, algo de lo que carecen todavía muchos de estos centros de salud, este sindicato defiende que este elemento de protección será “indispensable” en los próximos meses para “proteger la salud de los trabajadores que desarrollan su labor en unidades como la atención al paciente”.

Hace unos días CSIF ya alertó de que numerosos centros y hospitales de la región no cuentan todavía con mamparas de protección en la atención al usuario y admisión de pacientes. “Hasta entonces, la Gerencia Asistencial de Atención Primara de la Consejería de Sanidad se limitaba a recomendar a los trabajadores el uso de protector facial en las áreas de atención al paciente de los centros de salud que no cuenten con mamparas, lo que provocó la indignación de los trabajadores porque es incompatible con la atención telefónica”, destaca el sindicato.

Además, algunos de los centros que contaban con mamparas era gracias a donaciones. Otros, por su parte, han recurrido a plásticos y cinta adhesiva para fabricar unas “rudimentarias mamparas provisionales” con las que protegerse.

Mientras que comercios, como los supermercados, “protegieron a sus trabajadores desde el primer día instalando mamparas”, denuncia CSIF, la consejería de Enrique Ruiz Escudero “ha tardado más de tres meses en reaccionar y no ha sido hasta la semana pasada cuando se ha puesto manos a la obra”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA