La UE avisa a Argelia de que está lista para hacer frente a las presiones contra España

El presidente de Argelia, Abdelmayid Tebune - Farouk Batiche/dpa

El presidente de Argelia, Abdelmayid Tebune - Farouk Batiche/dpa

La Unión Europea ha llamado este viernes al diálogo como primera opción para resolver la crisis abierta entre Argelia y España, si bien ha avisado al país magrebí que está vulnerando el Acuerdo de Asociación con el bloque comunitario y que está dispuesta a «hacer frente a cualquier tipo de medida coercitiva» que tome contra un Estado miembro.

La ruptura de Argelia con el Tratado de Amistad firmado con España y la decisión de detener las transacciones entre los dos países es causa de «máxima preocupación» para la UE, que evaluará en detalle las consecuencias de estas medidas pero «en principio» cree que puede vulnerar el Acuerdo de Asociación de Argelia con la UE, según un comunicado firmado por el Alto Representante de Política Exterior de la UE, Josep Borrell, y el vicepresidente económico de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis.

La declaración ha sido difundida por Bruselas al término de una reunión de Dombrovskis con el ministro de Exteriores, José Manuel Albares, que viajó este mismo viernes a la capital europea para evaluar la situación.

Albares ha defendido viernes la vía diplomática con Argelia para encauzar la crisis  abierta después de lograr el respaldo de la Comisión Europea. «El deseo de España es que esto se resuelva lo antes posible a través del diálogo y de los cauces diplomáticos normales», ha afirmado en declaraciones a la prensa tras reunirse con Dombrovskis.

El ministro ha achacado la crisis a las decisiones unilaterales de las autoridades argelinas y ha asegurado que el Gobierno de España «no ha tomado ninguna decisión que afecte a Argelia», ni ha pronunciado «ninguna palabra» para provocar un conflicto diplomático.

Tras reunirse con el responsable de Comercio, Albares ha insistido en que España cuenta con el respaldo de las instituciones europeas y que el Ejecutivo comunitario ve «exactamente igual» la crisis diplomática con Argelia. «Estamos unidos en la defensa firme de nuestras empresas, que son las empresas europeas», ha subrayado.