Acuerdo a tres entre Rusia, Ucrania y Turquía para desbloquear las exportaciones de cereales, según medios

agricultura centeno campo cereales

Centeno

Los gobiernos de Rusia y Ucrania han alcanzado un principio de acuerdo, con la mediación de Turquía, para permitir la salida desde Odesa de buques cargados con grano y trigo, según ha contado el diario ‘Izvestia‘ citando fuentes del Kremlin.

Según estas informaciones, en aguas ucranianas el Ejército turco se encargará de retirar minas y cualquier otro artefacto explosivo, así como de escoltar los buques hasta territorio neutral. Por el momento, el plan solo se aplica a Odesa.

«El Ejército turco se dedicará a desminar la zona costera en la región de Odesa. Los buques salen del puerto escoltados por barcos turcos hacia aguas neutrales del mar Negro. Más allá del Bósforo, serán escoltados por buques de guerra rusos para garantizar su paso seguro y evitar provocaciones», señala esta fuente.

Está previsto que el principio de acuerdo, en cuyas conversaciones también han participado representantes de Naciones Unidas, sea ratificado a mediados de esta semana cuando los ministros rusos de Asuntos Exteriores y de Defensa, Sergei Lavrov y Sergei Shoigu, respectivamente se reúnan con sus homólogos en la capital turca el 8 y 9 de junio.

La fuente que cita ‘Izvestia’ señala que todo el grano ucraniano se entrega ahora a la Unión Europea por ferrocarril y otros medios terrestres, lo que ha hecho que todavía no haya llegado a sus consumidores finales. Por su parte, el diario ruso añade la confirmación del Parlamento turco de la presencia de Ankara en este acuerdo por su interés por resolver la crisis alimentaria.

El acuerdo llega en un momento en el que el precio de los cereales se ha disparado debido al bloqueo al que ha estado sometido uno de los principales exportadores de grano de todo el mundo: Ucrania, quinto del mundo, con el 9 por ciento de los envíos. Desde el inicio de la guerra el 24 de febrero, cerca de 22,5 millones de toneladas de cereales están bloqueadas en los puertos ucranianos.

Sin embargo, el presidente ruso, Vladimir Putin, ha rechazado que la guerra de Ucrania sea responsable del aumento de los precios de los cereales, sino que se trata de un problema de larga data, que incluso comenzó antes de la pandemia. Así ha señalado que Rusia no interfiere en estas exportaciones y que Ucrania puede usar otras vías como el puerto de Berdiansk en el mar de Azov o a través de diferentes países, entre ellos Bielorrusia.