Sánchez recula y anuncia ahora que también irá al debate de Atresmedia

Pedro Sánchez
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

‘Habemus dos debates’. Este Viernes Santo se ha producido un nuevo giro en la polémica en torno a los debates electorales. El PSOE ha rectificado su negativa inicial a que su candidato a las generales y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, participe en el debate de Atresmedia del 23 de abril. Y lo ha hecho, afirma Ferraz, después de que este grupo haya pedido al Comité Electoral del partido que “reconsidere su posición respecto”. ¿El resultado? El líder de los socialistas participará también en este debate un día después del organizado por RTVE con sus rivales del PP, Unidas Podemos y Ciudadanos en esta cita en las urnas.

Así lo ha anunciado el PSOE en un comunicado, en el que señala que “los españoles tienen derecho a escuchar a los candidatos debatir sus propuestas para España y, ante la posibilidad real de que no hubiera ningún debate”, Sánchez ha solicitado al partido “que hagan efectiva su aceptación a asistir a los debates propuestos tanto por RTVE y Atresmedia”. Algo que ha hecho el Comité Electoral de los socialistas.

El presidente del Gobierno cede así a la presión, aunque lo hace apuntando “algunas consideraciones”. Entre ellas, que “hubiera preferido realizar un único debate entre las principales formaciones estatales que concurren a las elecciones”. “Por ello, lamenta la imposibilidad de los distintos partidos y de los operadores públicos y privados de alcanzar un acuerdo en la organización de una única emisión televisiva tal y como es la norma internacional repetida en todas las democracias avanzadas del mundo”, dice la nota.

Asimismo, defiende la necesidad de “grandes acuerdos y mayorías”, también en cuanto a los debates, y destaca que el acuerdo alcanzado por los cinco partidos convocados por Atresmedia “fue truncado por la resolución de la Junta Electoral Central”. “La voluntad del PSOE”, continúa, “fue entonces la de primar la emisión del debate a 4 propuesto inicialmente por la televisión pública frente a la posterior cesión del privilegio a un canal privado”.

“Ante la coincidencia del Partido Popular, Ciudadanos y Unidas Podemos en mantener el debate en Atresmedia, aunque el formato haya pasado de la participación de cinco partidos a cuatro, Pedro Sánchez acepta la posición conjunta del resto de fuerzas”, señala el PSOE, que ve una “anomalía” la celebración de dos debates en dos días consecutivos.

“No hay precedente alguno en la historia de las democracias occidentales de un planteamiento semejante desde la invención de la televisión”, sostiene Ferraz. Sin embargo, acepta este debate ante la postura de los otros tres partidos.

Las críticas a sus rivales en las generales no cesan aquí y remarca que desde que en su día Felipe González aceptó un debate “nunca un candidato socialista ha rechazado la celebración” de uno. No así el PP, que se ha opuesto en varias ocasiones.