Preocupación entre los autónomos ante una nueva caída de las ventas en el comercio

Tienda de ropa
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El comienzo del año no ha sido nada bueno para el comercio con una caída de las ventas del 3% en febrero, tras cerrar 2016 con buenos datos. De hecho, en febrero del pasado año registró un incremento de sus ventas del 7,3% y en abril y junio por encima del 6%.

Las ventas del comercio minorista cayeron un 3% en febrero respecto al mismo mes del año anterior, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). Es el segundo mes consecutivo a la baja, aunque en enero la caída fue menos pronunciada (-0,2%).

La Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) ha mostrado su preocupación ante estas cifras, ya que se trata del mayor descenso desde agosto de 2013, en plena crisis.

Para el presidente de ATA, Lorenzo Amor, las cifras publicadas por el INE “vienen a poner de manifiesto que hay sectores que caminan más lentos y aún no han logrado recuperarse”: en los dos primeros meses del año se registró un descenso de 5.828 autónomos, recuerda Amor.

“Debemos estar muy atentos a la evolución del sector en los próximos meses y poner todo el esfuerzo en conseguir frenar la pérdida de autónomos que se está registrando, acelerando las medidas a favor de los autónomos que aún están pendientes, dada la importancia del sector del comercio, que vertebra muchos pueblos y ciudades en nuestro país, que concentra a uno de cada cuatro autónomos” sentencia Amor.

En la misma línea, la Confederación Española de Comercio (CEC) ha advertido de la “preocupante” tendencia del sector durante los últimos meses a raíz de la caída del consumo, y que ocasionó una campaña de rebajas que los comerciantes calificaron de “descafeinada, dispersa y muy decepcionante”.

“Aunque los últimos datos del ICM confirman el irregular desarrollo de las rebajas, esperamos que los comerciantes retomen, en breve, la senda del crecimiento”, indicó el presidente de la CEC, Manuel García-Izquierdo, destacando que “el comercio minorista es un sector sumamente dinámico que siempre ha demostrado una gran capacidad de superación”.

En este sentido, desde la Confederación se ha señalado que, a fin de romper la tendencia negativa, resulta “imprescindible” que los consumidores recuperen la confianza ya que, “sin confianza, será imposible reactivar el consumo”.

“Durante los últimos meses, la inestabilidad sociopolítica, el alza de los precios y las dificultades para aprobar los Presupuestos Generales del Estado dañaron la confianza de los consumidores” ha concluido la CEC.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA