Portazo del Gobierno a la semana laboral de cuatro días defendida por Iglesias

María Jesús Montero
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La portavoz del Gobierno y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha cerrado el debate abierto en el seno del Ejecutivo sobre la posibilidad de implantar la semana laboral de cuatro días en España, un asunto que “no se ha abordado en el Consejo de Ministros” y que “no debe descentrarnos de lo que ahora nos preocupa”.

“No se ha abordado esta materia en el marco del Consejo de Ministros”, y “no se ha abordado en el paraguas del marco económico del Gobierno”, ha señalado Montero, que ha comparecido tras la reunión del Consejo de Ministros (trasladado al miércoles por ser ayer festivo). “Estamos en medio de una pandemia y la prioridad es volver a las tasas de crecimiento anterior a la pandemia y crear un marco de estabilidad para que el conjunto de los inversores decidan venir a España a poner en marcha sus proyectos”, ha continuado la ministra, que ha afirmado además que “estamos trabajando de manera intensa en el impulso de los fondos europeos, para ganar en competitividad, valor añadido y cuota de mercado”.

“Aquí es donde tenemos que poner nuestras energías y nuestro acento. No debemos desconcentrarnos de lo que ahora nos ocupa prioritariamente”, ha insistido Montero.

La ministra intenta zanjar de este modo un debate abierto por el vicepresidente Pablo Iglesias. El también líder de Unidas Podemos apuntó en una reciente entrevista en TVE que el Ministerio de Trabajo estaba “estudiando” la aplicación de la semana laboral de cuatro días, lo que, en su opinión, “podría favorecer sin duda la creación de empleo”.

“Me consta que el Ministerio de Trabajo y Yolanda Díaz la está estudiando y, en el marco de una línea que ha sido definitoria del Ministerio, que es el diálogo social, se va a trabajar por explorar la reducción del tiempo de trabajo”, añadió Iglesias. Esta mañana, sin embargo, el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, se mostraba en contra de esta medida, ya que a su juicio “no tenemos margen” para ella. “No me parece que España sea un país que, con sus niveles de productividad y competitividad, tenga que dar prioridad a ese asunto”, le contestó en declaraciones a Catalunya Ràdio.

Por otro lado, Montero ha aprovechado su intervención para pedir a los grupos de la oposición, como PP y Ciudadanos, que “reflexionen y repiensen el sentido del voto” respecto a los Presupuestos Generales del Estado. “No se explica que haya formaciones que no apuestan por el tejido productivo o por el estado de bienestar”, ha llegado a señalar la ministra, que ha defendido que “son unas cuentas excepcionales para España que requieren de una unidad de acción de toda la sociedad”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish