Aumenta la tensión política en Valencia

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La tormenta política que se cierne sobre el cielo de Valencia no tiene visos de desaparecer. Según pasan los días los ataques entre el PP y el PSOE aumentan su tono a pesar de que el origen de esta lucha que fue la imputación contra Francisco Camps por su relación con el ‘caso Gürtel ha sido archivada, por el momento.

Los recursos que los socialistas valencianos anunciaron la semana pasada por la decisión del juez ‘amigo’ de Camps de dar carpetazo a la causa han sido contestados por los populares con iniciativas contra los máximos exponentes del PSPV en Madrid y en las Cortes Valencianas. Primero surgió la idea de enfrentar a la secretaria de Organización del PSOE, Leire Pajín, a un examen para conocer sus conocimientos de la región, y ahora el PP valenciano abre la puerta de salida al portavoz de los socialistas en el Parlamento autonómico, Ángel Luna, si quieren llegar a acuerdos en los próximos meses.

Así lo ha puesto sobre la mesa el secretario del grupo popular en las Cortes, José Marí, al asegurar que si los socialistas quieren llegar a acuerdos a partir de septiembre ‘alejen’ a Luna de su actual cargo. Nada le han gustado a los populares los envites que el portavoz del PSPV dedicaba a Camps por su imputación en la trama valenciana.

Lejos de serenarse las aguas, estas palabras han provocado malestar en las filas socialistas. Así, el diputado autonómico José Camarasa ha asegurado a EL BOLETIN que «ante los fenómenos de corrupción que afectan al PP sólo se les ocurren ocurrencias como las escuchas que denuncia Cospedal o lo de darnos consejos sobre quién debería ser nuestro portavoz». Marí ha puesto sobre la mesa, según el socialista, «una amenaza velada» que el PSPV «no aceptará ya que apoyamos a Ángel Luna» y ha recomendado a los populares mirarse al ombligo. «Ellos sí que tendrían que sustituir a quién mintió» en clara referencia a las declaraciones de Camps en las que primero aseguraba desconocer los regalos y que más tarde rectificó.

La polémica sobre el examen de valencianidad que propone el PP sigue viva y hoy ha puesto su granito de arena la secretaria de Política Internacional del PSOE, Elena Valenciano. En una entrevista en la Cadena SER, la socialista ha asegurado que «jamás en la vida se ha hablado» de una «cosa tan ridícula como un examen de valencianidad». Valenciano no se ha quedado aquí y se ha preguntado «qué entiende el PP por valencianidad. Tal vez la actitud de Camps, la de Correa, la de ‘El Bigotes’. ¿Cuál es la valencianidad que defiende el PP?».

Incluso el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha querido hacer un alto en sus vacaciones para, entre otros temas, calificar de «insólito e inasumible» el paso propuestos por los populares para que Pajín se convierta en senadora y ha manifestado sus deseos de que «se rectifique».

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA