Citigroup calienta la subasta del Tesoro español

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

España pasará mañana otro examen en los mercados de deuda y algunos bancos internacionales han cuestionado ya su éxito. Citigroup afirma que no ve ninguna razón de peso para comprar los bonos a largo plazo que emitirá el Tesoro público dado su alto riesgo, sobre todo si se compara con la deuda alemana. Además, el banco estadounidense advirtió de que la escasa liquidez no apoyará la colación.

Pese al éxito de la subasta de Italia el pasado lunes, Citigroup cree que los países periféricos de la UE continuarán mostrando síntomas de debilidad en el mercado. El banco estadounidense cita una combinación de decepcionantes datos macroeconómicos junto con las preocupaciones políticas políticas de Bélgica.

El Tesoro público celebra mañana una subasta, la segunda de septiembre, de obligaciones a diez y treinta años con los que espera captar entre 3.000 y 4.000 millones de euros. Las obligaciones a diez años, que vencen en octubre de 2010, tienen un cupón del 4,85%, en tanto que las que vencen en julio de 2041 lo tienen del 4,70%.

En la anterior subasta de obligaciones, celebrada el 17 de junio, se adjudicaron 3.000 millones de euros en obligaciones a 10 años frente a los 5.656,57 millones solicitados, y 479,17 millones en obligaciones a 30 años, de los 1.173,27 que pidieron las entidades.

En el primer caso el interés marginal fue del 4,911%, el más alto desde 2001 y casi ocho décimas superior al ofrecido en la anterior subasta de esta denominación, celebrada el 20 de mayo y a la que se aplicó un interés del 4,074%.

Para las obligaciones a 30 años, el interés marginal fue del 5,937%, la máxima de todos los tiempos (la primera referencia en la web del Banco de España data de 1998) que supera en más de un punto porcentual el anterior interés aplicado a esta denominación en la subasta celebrada en marzo, cuando fue del 4,768%.

Por el momento, la colocación de deuda pública del Tesoro heleno tuvo ayer una buena acogida por parte de los inversores. Esta emisión coincidió con el segundo tramo de la ayuda financiera que supone para el país el plan de rescate, según el cual ha recibido un total de 9.000 millones de euros. Grecia no es el único país cuya emisión de bonos soberanos ha tenido una gran acogida. En esta ocasión ha llegado al país un total de 9.000 millones de euros, de los cuales 6.500 millones corresponden a los países de la zona euro y los 2.500 restantes al FMI.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA