La Asamblea Nacional francesa aprueba la propuesta de restricciones a la población no vacunada

Vacunación

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La Asamblea Nacional francesa ha aprobado este jueves la propuesta de la puesta en marcha de una nueva y drástica serie de restricciones a la población no vacunada del país, un texto que ahora pasará a manos del Senado y que, si finalmente resulta aprobado, impedirá a este grupo de personas el acceso a restaurantes, cines o viajes en tren de larga distancia.

Tal y como ha confirmado la institución en su cuenta de Twitter, la propuesta ha sido aprobada esta madrugada en primera lectura tras interrumpir previamente y hasta en dos ocasiones sus deliberaciones en contra de los deseos del Gobierno.

El texto ha recibido 214 votos a favor por 93 en contra con la abstención de 27 diputados, tras varios días de acalorado debate político después de que el presidente francés, Emmanuel Macron, cargara el martes contra los movimientos antivacunas y sus simpatizantes, de quienes criticó su «falta de moral» e «irresponsabilidad», acusándoles de intentar «socavar la solidez de una nación».

Macron no quiere esperar más allá del 15 de enero para introducir un nuevo modelo de seguridad sanitaria por el que la declaración de una prueba negativa de coronavirus ya no sería suficiente para cumplir requisitos de acceso, dada la propagación de la variante ómicron.

La nueva propuesta solo contempla una excepción: en el transporte sí se aceptará una prueba negativa si hay «un motivo imperioso de familia o de salud».

Este pasado miércoles, las autoridades sanitarias del país registraron un récord de más de 332.000 casos en un solo día, con una incidencia semanal de casi 2.000 casos por cada 100.000 habitantes.