Basilea recomienda relajar las normas contables de la banca

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Comité de Supervisión Bancaria de Basilea cree que es necesario un cambio en las normas contables de la banca para que las entidades puedan flexibilizar el modo de valorar sus activos en balance cuando “los mercados estén desplazados o sean ilíquidos” como ha ocurrido con la actual crisis financiera.

Hasta ahora, según el modelo de ‘fair value’ en vigor, la valoración de los activos se realizaba respecto a los mercados, lo que obligaba a las entidades a asumir enormes pérdidas en cuanto los activos se depreciaban en ellos, por lo que muchos Gobiernos del G-20 consideran que ha contribuido a agravar la crisis. En su opinión, cuando los mercados se convierten en disfuncionales y son ilíquidos los precios de los activos no reflejan el verdadero valor económico de los instrumentos financieros. Así, se convierten en procíclicos en épocas de crisis.

No obstante, también existen voces a favor de mantener la normativa tal y como está actualmente, ya que consideran que proporcionan a los inversores una medida exacta del valor de los instrumentos, por lo que no debe cambiarse la norma. La principal controversia está en los instrumentos financieros más complejos que están en el origen de la crisis.

El Comité de Basilea, formado por los banqueros centrales y los reguladores bancarios de los países del G-20, intenta ayudar a la Junta de Normas Internacionales de Contabilidad (IASB), organismo creado en 2001 para desarrollar y aprobar las normas internacionales de información financiera, para la reforma de las actual norma contable de valoración de activos, conocida como ‘fair value’ o ‘mark to market’.

Bajo la presión de los ministros de Finanzas europeos, la IASB se ha comprometido a acelerar la reforma de esta normativa, utilizada en más de 100 países, incluidos los 27 de la Unión Europea. Esta reforma se hará en tres bloques, el primero de los cuales entrará en vigor en diciembre de este año para que las firmas puedan incluirla en sus informes anuales de 2009.

El pasado mes de abril las normas contables ya fueron retocadas de una manera similar en EEUU, lo que ayudó a la gran banca del país a salir del pozo y comenzar a registrar beneficios de nuevo, con la flexibilización de esta normativa.

El Comité de Supervisión Bancaria de Basilea también ha señalado que las nuevas normas contables deben reflejar la necesidad de un reconocimiento más temprano de las pérdidas, para que las provisiones se adecuen más a ellas.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA