Récord de temperaturas en Groenlandia amenaza a los glaciares

Glaciar
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

En el instituto de investigación geológica GEUS en Copenhague se constató que se desprendió un témpano de hielo de 95 kilómetros cuadrados de un glaciar en el norte de Groenlandia. En Groenlandia este verano también fue inusualmente cálido con una temperatura media 2,3 grados por encima de los niveles medios del periodo comprendido entre los años 1981 y 2010, informó hoy el instituto meteorológico danés (DMI).
 
La tendencia ascendente de las temperaturas en el Ártico continúa, explicó el meteorólogo John Cappelen. «Esto significa que el hielo de los glaciares sigue derritiéndose y como consecuencia no solo aumentará el nivel del mar, sino que también las tormentas cada vez serán más fuertes».
 
En el instituto de investigación geológica GEUS en Copenhague se constató que se desprendió un témpano de hielo de 95 kilómetros cuadrados de un glaciar en el norte de Groenlandia. «Calculo que estará a la deriva en uno o dos años», dijo el investigador Jason Box.
 
El instituto vigila los 45 glaciares más grandes de Groenlandia. No es la primera vez que se desprenden grandes cantidades de hielo. Entre 1999 y 2015 despareció un área de 1.799 kilómetros cuadrados, indicó Box. «En los veranos cálidos se pierde más hielo».
 
Según las cifras del instituto meteorológico, la temperatura media de Groenlandia en julio fue de 4,9 grados, cuando normalmente es de 2,6 grados. En la estación más cercana al desprendimiento de hielo en julio se registró una temperatura media de 5,9 grados, 1,9 grados por encima de lo normal.
 
En primavera, los investigadores meteorológicos constataron un deshielo inusualmente prematuro. Además, se registraron las temperaturas de abril más altas desde que hay registros.
 
Groenlandia, país parcialmente autónomo que pertenece al reino danés, es la mayor isla del mundo con sus 2.800 kilómetros de norte a sur y 1.000 kilómetros de este a oeste. Y está constituida en un 85 por ciento de hielo.
 
El cambio climático amenaza a los ecosistemas con grandes variaciones: un aumento de la temperatura en un grado podría ocasionar el derretimiento de casi todo el hielo, lo que causaría una elevación masiva del nivel del mar. En los últimos años se ha intensificado claramente el deshielo en los meses sin heladas, de mayo a septiembre.