Inquietud en el seno de UBS tras la marcha de su banquero estrella al Santander

Andrea Orcel, Ana Botín, José Antonio Álvarez
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El fichaje de Andrea Orcel por Banco Santander ha revolucionado al ‘vestuario’ de UBS del mismo modo que ocurre en el fútbol cuando un delantero estrella se marcha a otro equipo, según señala hoy Financial Times, que destaca las dudas que quedan en el seno del banco suizo tras su marcha, y también el alivio de algunos de sus subordinados.

Orcel ha sido el banquero estrella de UBS desde 2012, ganándose los aplausos por dar la vuelta al banco de inversión mientras lograba sumar a algunas de las compañías más grandes del mundo como clientes. Fue un poderoso defensor de la división, protegiéndola de recortes más profundos, y sus todavía colegas están preocupados por los recursos y clientes que podrían desaparecer con su marcha.

“Tiene que haber un impacto en la franquicia, somos como un equipo de fútbol que ha perdido a su gran jugador y, obviamente, llevará un tiempo recuperarse”, reconoce a Financial Times un experto de UBS que pidió no ser identificado. “Nuestros clientes aún no están preocupados, pero necesitaremos convencerlos de que nada ha cambiado. Pero no debemos escondernos del hecho de que lamentamos mucho su marcha”.

El exbanquero de Merrill Lynch es famoso por su implacable régimen de ejercicio, pero también por su dedicación las veinticuatro horas a los clientes, según señalan sus colegas a FT. En ese sentido, su estilo e intensidad alejaron a algunos subordinados, cansados de sus llamadas de medianoche y de los comunicados del amanecer, que esperan tener una vida más fácil sin él.

Sin embargo, según el diario británico la naturaleza adicta al trabajo de Orcel le permitió forjar fuertes vínculos con importantes banqueros internacionales, como Alessandro Profumo, ex jefe de UniCredit, o Ana Botín, que finalmente lo ha fichado para el Santander. Los dos ejecutivos que le reemplazan en UBS, Piero Novelli y Robert Karofsky, son sin embargo de perfil bajo y con muchas menos conexiones en las altas esferas de los negocios globales.

Además, Orcel era uno de los nombres que había sonado para sustituir al actual CEO de UBS, Sergio Ermotti. Los máximos candidatos son ahora Martin Blessing y Tom Naratil. “Estamos decepcionados con la salida de Andrea Orcel ya que lo calificamos como uno de los mejores jefes de bancos de inversión en Europa”, señala el analista de JPMorgan Kian Abouhossein. “La potencial sucesión del CEO dentro de UBS a largo plazo no es muy obvia para nosotros en este momento”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish