IAG y Cie: las apuestas de los analistas para recibir septiembre

Bolsa de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El devenir de los mercados esta semana ha estado marcado por el acuerdo entre México y EEUU en el marco de las negociaciones para firmar un nuevo tratado de libre comercio en América del Norte, un avance que ha relajado el temor a una guerra comercial y que se ha dejado notar en Wall Street, que volvía a registrar nuevos máximos históricos. Al otro lado del Atlántico, sin embargo, el panorama ha sido más moderado ante la presión por la depreciación de la lira turca y la crisis de deuda italiana.

“La continuada depreciación de la lira turca (que ya ha retrocedido casi un 40% en lo que llevamos de año) y la crisis de deuda italiana (el tipo de interés del bono italiano a diez años se elevó al 3,18%, situándose en máximos de mayo de 2014), motivada por la sospecha de que el país transalpino pueda incumplir la pauta de estabilidad marcada por la Unión Europea, han dejado a los principales índices bursátiles europeos sin el tirón esperado por el buen comportamiento del mercado norteamericano”, explica Pablo Barroso, analista de Bravo Capital. Éstas circunstancias han afectado al Ibex 35, que se ha mantenido durante el mes de agosto “sin demasiados sobresaltos entre los 9.400 y los 9.800 puntos”, apunta este experto.

En este contexto, Barroso considera que Cie Automotive -que debutó en el Ibex 35 el pasado 18 de junio- tiene buenos fundamentales. “Especializado en la fabricación de componentes para el sector de automoción, es uno de los principales beneficiados de la tregua proteccionista que se ha producido en los mercados financieros en vistas de la firma del nuevo tratado de libre comercio de América del Norte entre Estados Unidos, Canadá y México”, argumenta el analista de Bravo Capital que recuerda que el sector automovilístico ha sido “uno de los más castigados en los suelos bursátiles a causa de las disputas arancelarias que se han producido en los últimos meses”.

Por lo tanto, esta reducción de la incertidumbre en lo relativo al sector y, dado que el fabricante de componentes se ha dejado más de un 20% de su valor bursátil desde que éste alcanzara máximos el pasado mes de junio, hacen de Cie Automotive un título con un gran potencial (tanto desde el punto de vista técnico, como fundamental).

Otro valor a tener en cuenta esta semana es IAG. En este caso es Eugeni Siscar, responsable del Departamento de Asesoramiento de BNP Paribas, quien lo recomienda. El analista explica que la estructura alcista en todos los plazos “nos permite mantener un escenario positivo para el medio/largo plazo”, lo cual viene respaldado “por un mejor comportamiento relativo con respecto al selectivo español”. Además, el consenso de analistas que sigue a la compañía mantiene su optimismo con respecto al valor. Siscar considera que el movimiento de consolidación actual entre 8,10 euros y 7,30 euros, coincidiendo con los máximos históricos del valor, debería resolverse al alza. “De confirmarse lo anterior, nos planteamos como primeros objetivos los 9,0 euros-9,1 euros sin descartar que la ‘subida libre’ pudiera extenderse hasta los 9,5 euros”, concluye.

Siscar también ve potencial alcista en Sacyr, compañía que “viene mostrando una importante fortaleza relativa frente al mercado en el último año”. Además, la diversificación de su negocio ‘core’ ha sido ‘aplaudida’ por el mercado. “El rebote que comienza a finales del año pasado en la zona de 1,85 euros nos plantea una estructura de nuevo alcista en el medio plazo”, argumenta el experto de BNP Paribas que apunta a que la superación de los 2,75 euros (máximos precedentes) “es cuestión de tiempo”. “De confirmarse lo anterior, el valor debería ir a buscar como primer objetivo el 3,1 euros si bien no debemos descartar la zona de 3,5 euros, coincidiendo con el 61,8% de todo el tramo 4,75 euros-1,1 euros”, indica Siscar.

Por último, el responsable del Departamento de Asesoramiento de BNP Paribas incluye en su cartera a Faes. “La reacción del valor desde los 2,5 euros nos plantea ante nosotros una estructura tendencialmente alcista, que fue confirmada con la superación de los 3,5 euros”, aduce Siscar. “Si bien es cierto que la desviación que nos muestra el precio frente a su media móvil de 200 sesiones podría ser síntoma de una pequeña corrección, intentaríamos aprovechar esto para tomar posiciones, o incrementarlas en caso de que estuviéramos invertidos”, agrega este experto que apunta a que la zona de 3,5 euros “podría ser idónea para incorporarnos”. “Como objetivos, la primera zona a tener en cuenta sería los 4,5 euros coincidiendo con el 50% de todo el tramo bajista 8,3 euros – 0,8 euros (2007-2012)”, señala.

Los valores energéticos también entran en las carteras esta semana. Pablo Barroso sostiene que, en momentos en los que existe un alto grado de incertidumbre, recurrir, en parte, a empresas de este sector “defensivo” podría considerarse una buena praxis. Además, el analista de Bravo Capital hace notar que datos como el de inflación, recientemente publicado por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que se mantuvo en el mes de agosto en el 2,2% debido a la subida del precio de la electricidad (que se encuentra actualmente en máximos anuales) y de los combustibles (debido a la progresión en agosto del barril Brent) convierten en atractivas las empresas del sector. Por lo tanto, el analista considera valores como Red Eléctrica o Repsol compañías en las que “las expectativas y, en definitiva, la cotización de sus títulos, continuarán mejorando”.

En el lado contrario, con el farolillo rojo figura un valor que ha sido protagonista esta semana: Dia. Barroso señala que la minorista del sector de la alimentación ha perdido más del 45% de su valor bursátil en lo que llevamos de 2018. “Si bien es cierto que durante las últimas sesiones la compañía ha registrado importantes subidas (debido al nombramiento de Antonio Coto como nuevo consejero delegado en detrimento del anterior Ricardo Currás, y a los rumores de que Fridman, principal accionista con un 25% del capital de la empresa, realizará una OPA de exclusión) la compañía se encuentra inmersa en una situación de gran incertidumbre”, explica el analista de Bravo Capital. En este sentido, recuerda que Dia continúa siendo el valor preferido de los ‘bajistas’, ya que, según los últimos datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, las posicionas cortas representan prácticamente el 20% del capital de Día. “En este contexto, la prudencia (al menos a corto plazo) debe ser máxima en relación al distribuidor alimentario”, advierte Barroso.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish