El PIB de EEUU crece un 3,1%, pero envía algunas señales de debilidad

EEUU estados unidos bandera alambre de espino muro carcel
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El PIB de EEUU creció menos en los tres primeros meses del año que lo estimado inicialmente, debido fundamentalmente a una menor inversión empresarial. Además, los beneficios de las empresas cayeron por segundo trimestre consecutivo, dando nuevos signos negativos para la economía.

En concreto, el PIB creció un 3,1% en el primer trimestre, por debajo del 3,2% estimado inicialmente. No obstante, los economistas habían aguardado una revisión aún mayor, hasta el 3%. Por su parte, los beneficios empresariales ajustados antes de impuestos cayeron a un ritmo anual del 2,8%, la mayor caída desde 2015.

La revisión a la baja llega fundamentalmente por la partida de la inversión empresarial, que excluyendo la vivienda aumentó un 2,3% en el primer trimestre. Y el cambio en el valor de los inventarios fue un poco menor, de 125.500 millones de dólares.

El resto de partidas se mantuvo más o menos sin cambios. El gasto de los consumidores creció un ligero 1,3%, afectado por las reducidas compras de bienes duraderos o de larga duración, como automóviles o electrodomésticos. El gasto en bienes duraderos se hundió un 4,6%, lo que supuso la mayor caída en diez años.

Las exportaciones se revisaron al alza para mostrar un aumento del 4,8%, mientras que la disminución de las importaciones fue un poco menor, del 2,5%.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA