El Gobierno incumple su promesa sobre la factura de la luz: es un 15% más alta que en 2018

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, conversa con la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, en el plenario de la COP26 que se celebra en Glasgow (Reino Unido). - FERNANDO.CALVO

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, conversa con la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, durante la COP26. Autor: FERNANDO.CALVO

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La promesa del Gobierno de que los hogares españoles paguen una factura de la luz equivalente a la de 2018 (incluyendo la inflación acumulada) no se cumplirá: según los cálculos de Facua-Consumidores en Acción, el recibo medio pagado este año será un 15,1% superior a la de hace tres ejercicios. Así lo ha señalado el secretario general de la asociación, Rubén Sánchez, que ha acusado al Ejecutivo de Pedro Sánchez de “mentir” y hacer un “juego de trileros”.

Según el análisis de Facua, el precio de la electricidad ha vuelto a batir todos los récords en la primera quincena de diciembre, por lo que de mantenerse las mismas tarifas el resto del mes, la última factura del año alcanzaría los 134,45 euros para el usuario medio, un 94,1% por encima de los 69,28 euros de diciembre de 2020.

De este modo, el recibo del usuario medio en lo que va de año ha aumentado un 15,1% con respecto a 2018, el año que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, han asegurado que van a igualar una vez descontado el IPC. Frente a los 77,18 euros de hace tres años, la factura media mensual alcanza ya los 90,87 euros y será aún más elevada cuando haya finalizado 2021, advierte Facua.

El secretario general de la asociación, Rubén Sánchez, ha denunciado en una rueda de prensa que “el presidente del Gobierno ha cedido a las presiones del oligopolio energético y no ha querido usar los resortes legales de los que dispone para proteger a las familias del mayor tarifazo de la historia”.

“La factura eléctrica de diciembre tendría que ser negativa para que el presidente del Sánchez y Ribera cumpliesen su promesa de que este año los consumidores pagarán lo mismo que en 2018 una vez descontado el IPC. Así, para que se alcanzase ese objetivo, un usuario medio tendría que recibir una factura en la que su compañía le devolviese 12 euros cuando finalice este mes”.

En los últimos cuatro meses, los consumidores han sufrido los recibos más caros de la historia de forma consecutiva, según Facua. Hasta el pasado agosto, cuando la factura del usuario medio ascendió a 93,10 euros, el recibo más caro a nivel histórico había sido el del primer trimestre de 2012: 88,66 euros mensuales (con el IVA al 18%). En septiembre se situó en 102,71 euros, volviendo a batir todos los récords, lo que volvió a ocurrir en octubre, al alcanzar los 120,68 euros. En noviembre fue de 115,18 euros.

El usuario medio

El usuario medio utilizado por Facua en sus análisis tiene una potencia contratada de 4,4 kW -la misma en horario punta y valle- y un consumo de 366 kWh mensuales. Es un perfil elaborado tras el análisis de varias decenas de miles de facturas de viviendas habitadas. En cuanto a los porcentajes de consumo en los tres tramos horarios del nuevo sistema de facturación, la asociación ha tomado como referencia el perfil de usuario medio tradicional sin discriminación horaria publicado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), que consume el 45% de la electricidad en el horario valle, el 29% en el horario punta y el 26% en el horario llano.

De lunes a viernes, el horario punta se aplica de 10 a 14 horas y de 18 a 22 horas, el llano de 14 a 18 horas y de 22 a 00 horas, y el valle de 00 a 8 horas. Sábados, domingos y festivos nacionales se aplica las 24 horas el horario valle.