El CEO de BlackRock cree que la guerra en Ucrania es “el fin de la globalización”

San Petersburgo rusia

San Petersburgo (Rusia)

Larry Fink, consejero delegado y presidente de BlackRock, la mayor gestora de activos del mundo, cree que la invasión rusa de Ucrania ha puesto punto final a décadas de globalización.

“La invasión rusa de Ucrania ha puesto fin a la globalización que hemos experimentado en las últimas tres décadas”, ha señalado Fink en su carta de 2022 a los accionistas, que recoge la CNBC. “Ha dejado a muchas comunidades y personas sintiéndose aisladas y mirando hacia adentro. Creo que esto ha exacerbado la polarización y el comportamiento extremista que estamos viendo en toda la sociedad actual”.

La carta de Fink se produce un mes después de la invasión rusa de Ucrania, que han provocado duras sanciones económicas de la Unión Europea y EEUU a Moscú.

Fink cree que las naciones y los gobiernos se han unido y han lanzado una “guerra económica” contra Rusia. También BlackRock ha tomado medidas para suspender la compra de cualquier valor ruso en sus carteras activas o de índices. “En las últimas semanas, he hablado con innumerables partes interesadas, incluidos nuestros clientes y empleados, que buscan entender qué se podría hacer para evitar que el capital se despliegue en Rusia”, explica.

A principios de la década de 1990, cuando el mundo salió de la Guerra Fría, Rusia fue acogida en el sistema financiero mundial y se le dio acceso a los mercados de capitales globales, escribe Fink. La expansión de la globalización aceleró el comercio internacional, hizo crecer los mercados globales de capital y aumentó el crecimiento económico. Fue entonces, hace 34 años, cuando se fundó BlackRock y la firma se benefició enormemente del aumento de la globalización y el crecimiento de los mercados de capitales, que alimentó la necesidad de una gestión de activos impulsada por la tecnología, señala el directivo.

“Sigo creyendo a largo plazo en los beneficios de la globalización y en el poder de los mercados de capitales mundiales”, asegura Fink. “El acceso al capital global permite a las empresas financiar el crecimiento, a los países aumentar el desarrollo económico y a más personas experimentar el bienestar financiero”.

El consejero delegado dijo que BlackRock está comprometido con el seguimiento de las repercusiones directas e indirectas de la crisis, y con el objetivo de entender cómo navegar por este nuevo entorno de inversión. “El dinero que gestionamos pertenece a nuestros clientes. Y para servirles, trabajamos para entender cómo los cambios en todo el mundo afectarán a sus resultados de inversión”.