Camps culpa al Banco de España de los problemas de la CAM

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, ha culpabilizado al Banco de España de la difícil situación que atraviesa la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), que podría tener que ser nacionalizada si finalmente sus hasta ahora socios deciden echarse atrás en Banco Base.

“Cualquier problema, cualquier circunstancia, cualquier perjuicio que puedan tener las cajas de ahorro son única y exclusivamente responsabilidad del Banco de España, de su gobernador y de quienes durante estos años tenían que haber tomado las decisiones que se tenían que haber tomado”, ha señalado Camps. El presidente de la Generalitat, a las puertas de las elecciones autonómicas, considera que con las cajas “no se puede hacer política, porque forman parte del ahorro de las familias y de las empresas” españolas. Por ello, se ha quejado de la actitud, a su juicio, equivocada, que ha tomado el Ejecutivo de Zapatero. “Quien ha ido cambiando prácticamente cada semana el decreto de funcionamiento de las cajas ha sido el Gobierno de España”, ha señalado.

Estas declaraciones ya han encontrado respuesta por parte de la oposición valenciana. El secretario general de los Socialistas Valencianos y candidato a la presidencia de la Generalitat, Jorge Alarte, ha respondido que Camps “es el responsable de la política económica que ha situado a nuestras cajas de ahorro en la posición actual”.

Alarte ha subrayado que “a la CAM hay que defenderla hoy, pero se la tenía que haber defendido ya hace tiempo, también cuando el presidente ordenó que Gerardo Camps le dijera a toda España que podía tener pérdidas; cuando ordenó que se presionara sobre los órganos de dirección y de representación para controlaras hasta la extenuación; o cuando él las metió en mil y una aventuras que han erosionado seriamente su credibilidad”.

Lo cierto es que, más allá del cruce de declaraciones, la CAM se encuentra al borde de la nacionalización si, tal y como parece, finalmente el proyecto de Banco Base, que lideraba junto a Cajastur, y en el que también se encuentran Caja Extremadura y Caja Cantabria, no sale adelante.

De hecho, las casas de análisis dan por hecha la ruptura, a pesar de que, al cierre de esta edición, aún no se había producido formalmente. Los expertos de Banesto Bolsa señalan, por ejemplo, que “es más que probable que la alianza se rompa y el estado tenga que buscar soluciones alternativas para CAM”.

Banco Base solicitó este lunes al Banco de España 2.784 millones de euros, casi el doble de los 1.447 millones que necesitaba, en principio, para cumplir con los nuevos requisitos de solvencia. La principal causa de esta diferencia estaría en las cuentas de la CAM, que en el último año ha duplicado su morosidad hasta rondar el 9%, y que podría dejar el proyecto en manos de los gestores del supervisor español.

Asambleas

La directora general de la CAM, María Dolores Amorós, ha señalado durante la asamblea de la entidad que “nuestros socios conocían nuestros números con detalle y que estos números figuran en las actas de Banco Base desde hace meses. Es por tanto absolutamente falso que haya habido alguna sorpresa o cambio”. “Lo que ha cambiado”, ha señalado, “es el escenario financiero y las exigencias del Banco de España y del Gobierno”. Por su parte, el presidente, Modesto Crespo, ha señalado que “la CAM siempre ha sido un socio confiable y que cumple sus compromisos”.

El futuro de la CAM depende de las asambleas que hoy celebren las cuatro cajas fundadoras de BancoBase. Al cierre de esta edición, sólo la caja alicantina había celebrado su reunión, en la que ha aprobado la segregación de activos y pasivos hacia Banco Base para culminar el proceso del SIP. La voatción, que se ha celebrado tras un consejo de administración de la entidad, ha contado con 135 votos a favor y seis en contra. Pese al ‘sí’ de la CAM, existe una alta probabilidad de que esta unión pueda romperse después de haber solicitado al FROB 2.784 millones de euros, lo que implica ceder su gestión al BdE. Las asambleas de Caja Extremadura, Caja Cantabria y Cajastur se celebran esta tarde. Si una de ellas vota en contra, se romperá el proyecto.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA