Déficit de enfermeras en España: debe contratar 110.000 para ponerse al día con Europa

Satse reclama la implantación de un itinerario laboral para los enfermeros

Enfermeras. (Foto: SATSE)

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

España necesita más enfermeras y enfermeros. En concreto, debe contratar 110.000 si quiere igualar las ratios europeas. A día de hoy cuenta con 284.822, lo que se traduce en 6,02 profesionales por cada 1.000 habitantes. Una cifra que está muy lejos de las medias de Eurostat, la OCDE o la OMS, situadas en el 7,68, el 8,18 y el 8,77, respectivamente.

Así se desprende del ‘Informe de Recursos Humanos de Enfermería’ realizado por el Instituto Español de Investigación Enfermera y publicado por el Consejo General de Enfermería. En él se hace una radiografía de la situación de la profesión en España y se compara con la existente a nivel internacional. ¿La conclusión? Hace falta más personal.

“En términos globales podríamos decir que en España se necesitarían actualmente 110.000 enfermeras más para alcanzar las medias de las ratios europeas”, apunta el mencionado Consejo. No obstante, el número cambia dependiendo de ‘la meta’. Y es que, si se quiere igualar la ratio de Eurostat, habría que contar con 78.539 profesionales más. No obstante, si la idea pasa por igualar la de la OCDE, este número se eleva hasta los 102.195, mientras que llega hasta los 130.110 en el caso de querer alcanzar la ratio de la OMS.

Las comunidades que tienen más difícil lograr este número de enfermeras son Andalucía, Cataluña, la Comunidad Valenciana y Madrid. Y es que la primera tendría que contratar entre 22.721 y 31.962, dependiendo del objetivo.

Número de enfermeras por CCAA.

Por su parte, Cataluña y la región valenciana estarían por debajo de las 20.000 profesionales, en el peor de los escenarios. En el lado contrario, Navarra. La Comunidad Foral tiene una ratio del 8,61 frente al 6,02 de media en España. De esta manera, supera a la mencionada cifra de Eurostat y la OCDE.

Desigualdades en España

Se ponen de manifiesto así las diferencias que también existen en el territorio nacional. Según los datos del INE de 2019, que recoge el informe, la ratio nacional es de 5,6 enfermeras por cada 1.000 habitantes. “Si observamos los datos desglosados por comunidades encontramos que existen grandes contrastes entre todas ellas”, afirma Florentino Pérez Raya, presidente del Consejo General de Enfermería. Según destaca, esto “pone en evidencia el principio de equidad en el que supuestamente se basa el Sistema Nacional de Salud y tiene una clara repercusión en la pandemia del covid-19”.

La mencionada ratio de Navarra (8,61) contrasta con la de Galicia (5,19) Andalucía (5) y Murcia (4,59), que son las regiones con las menores ratios. Por encima de la media nacional, tras la Comunidad Foral, se sitúan País Vasco (7,69) Castilla y León (7,07), Melilla (7,14) y Extremadura (6,92).

Volviendo a mirar más allá de las fronteras, España ocupa la posición número 61 del ranking mundial, según la OMS, en lo relativo a número de enfermeras por cada 1.000 habitantes. Respecto a los médicos, se posiciona en el puesto 26. Por su parte, la OCDE sitúa a España en el cuadrante de “muchos médicos/pocas enfermeras”, ya que comparado con la media de los 35 países de este entorno, la media de médicos por 1.000 habitantes es superior (3,9 vs 3,5) mientras que la ratio de enfermeras es notablemente inferior (5,7 vs 8,9).

“Si consideramos sólo el entorno europeo (Eurostat)”, destaca el Consejo de Enfermería, “España se encuentra por debajo de la media de los países de la UE, obteniendo la posición 12 de 30 en menor ratio de enfermeras profesionales, superando solamente a los países de Europa del Este”.

Las previsiones de futuro no mejoran. El informe detalla también la estimación de necesidades de enfermeras para llegar a la ratio de la Unión Europea a medio y largo plazo. Y el déficit ya expuesto se repite. En 2023 se necesitarían 108.000 enfermeras. Este dato aumentaría hasta las 127.000 en 2030, si se mantienen el crecimiento demográfico, la formación y el empleo enfermero actual.