Banca y sindicatos se quedan sin tiempo para acordar el nuevo convenio

José María Roldán, presidente de la AEB
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Dos años de negociaciones no han sido suficientes para que la patronal bancaria AEB y los sindicatos hayan acercado sus posturas sobre el nuevo convenio colectivo de la banca. A menos de dos semanas para que finalice la prórroga de la ultraactividad y a las puertas de la Navidad, las dos partes siguen enfrentadas en puntos tan relevantes como las retribuciones o la movilidad geográfica.

La reunión celebrada esta semana solo ha servido para constatar que “lamentablemente”, las posturas “siguen igual de alejadas”, señala FINE en una circular en la que critica que la patronal “sigue enrocada en su propuesta retributiva, movilidad y recortes en antigüedad que chocan con la escasa contrapartida que pretenden ofrecer en materia de Igualdad y préstamos”. Por tanto, “los avances son lentos y poco ambiciosos”.

Uno de los puntos en los que parece más complicado el acuerdo es en el que se refiere a la movilidad geográfica. En un momento en que el baile de fusiones del sector y la transformación del negocio hacia lo digital parecen anticipar un considerable cierre de sucursales, la AEB se ha mantenido firme en su propuesta de elevar la movilidad hasta los 50 kilómetros, desde los 25 actuales, encontrándose con una fuerte oposición de los sindicatos.

Los representantes de los trabajadores también están en contra de la propuesta de congelar los trienos de la patronal, que además pretende subidas salariales de un 0,5% en 2022 y 2023.

“Sin equilibrio la negociación se transforma en imposición”, critica FINE. “Y en ese punto estamos después de dos años de negociaciones, a dos semanas del fin de la prórroga de la ultraactividad y teniendo en cuenta las fechas en las que nos encontramos. Pretender llegar a un acuerdo bajo esas premisas no sólo es difícil, sino que además se torna demasiado arriesgado”, añade la formación sindical, que promete “seguir trabajando hasta el final, pero no a cualquier precio”.

La próxima reunión entre las dos partes se ha fijado para el día 23 de diciembre.

El convenio de la banca afecta a los empleados de entidades como el Santander, BBVA, Banco Sabadell o Bankinter. Los sindicatos sí llegaron a un acuerdo con la patronal de las antiguas cajas –Bankia, CaixaBank, Unicaja o Liberbank- hace unas semanas, aunque también despertó críticas de algunas formaciones.

Cláusulas suelo, la sorpresa que el nuevo convenio guarda para los empleados de las antiguas cajas

Leer más

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA