Ayuso enviará a la Fiscalía varios contratos del Gobierno de Sánchez de mascarillas

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, en una imagen de archivo. (Foto: Comunidad de Madrid)

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado hoy que el PP de la Asamblea autonómica va a denunciar ante la Fiscalía Anticorrupción un total de 12 contratos que se adjudicaron durante la pandemia por parte del Gobierno central por valor de 326 millones de euros. Contratos, ha afirmado, con siete empresas relacionadas con el presidente del Ejecutivo, Pedro Sánchez, el exministro de Sanidad, Salvador Illa, o la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño.

Tras varias semanas sin pisar la Cámara autonómica, Ayuso ha adelantado que su formación va a acudir este mediodía a la Fiscalía a presentar un escrito de denuncia por posibles  delitos de prevaricación, tráfico de influencias y malversación. Alude a una docena de contratos por valor de 326 millones de euros y a varias ayudas, aunque no ha concretado ni el nombre de las empresas ni ha desgranado los importes.

“Les anuncio que el Grupo Parlamentario Popular va a llevar a la Fiscalía, al menos, a siete empresas relacionadas con el Partido Socialista, con el entorno del presidente del Gobierno, del señor Illa y la vicepresidenta del Gobierno para saber qué ha pasado durante la pandemia”. Así lo ha dicho la responsable autonómica, que ha criticado que “se administraron incluso mascarillas por un valor entre un 25% y un 500% por encima de las adjudicaciones anteriores en un mismo momento”. “Por tanto”, ha remarcado, “van a tener que dar ustedes (PSOE) muchas explicaciones”.

Según ha apuntado, el PP utilizará “los mismos argumentos que el PSOE utilizó ante la Fiscalía, donde pone PSOE vamos a poner PP”. “Vamos a empezar a investigar todo lo que han hecho ustedes durante las compras de las mascarillas durante estos procedimientos”, ha remarcado en un pleno marcado por la tesión. Hacía muchas semanas que Ayuso no se exponía al control de la oposición, que le ha pedido explicaciones por los contratos relacionados con su hermano.