Ayuso declara BIC el Goya que vendieron Aguirre y su marido

Puerta del Sol

La Comunidad de Madrid ha decidido proteger varias obras de Francisco de Goya. Entre ellas, una que la expresidenta Esperanza Aguirre y su marido, Fernando Ramírez de Haro, vendieron hace ahora una década. El Gobierno de Isabel Díaz Ayuso, recoge el Boletín Oficial de la región, declara Bien de Interés Cultural (BIC) el ‘Retrato de Valentín Belvís de Moncada’, así como otras de sus pinturas.

Según publica este viernes el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM), el Ejecutivo sostiene que la citada pintura de Goya “merece ser declarada Bien de Interés Cultural por su valor histórico y artístico”. Lo mismo hace con otras de sus obras, como ‘El apóstol Santiago y sus discípulos adorando a la Virgen del Pilar’ y ‘Maja y Celestina’.

La venta del ‘Retrato de Valentín Belvís de Moncada’ por parte de Aguirre y su marido acabó en los tribunales. Fue el diplomático y dramaturgo Íñigo Ramírez de Haro, cuñado de Aguirre, quien denunció al matrimonio por la venta del mismo. Y es que, según ‘El País’, la obra estaba colgada en la pared de la casa familiar de los Ramírez de Haro, donde vive la exmandataria, al tratarse de un antepasado de la familia de su esposo.

La expresidenta madrileña y Fernando Ramírez de Haro vendieron la obra por cinco millones de euros sin declararlo Bien de Interés Cultural, según desveló en su día ‘eldiario.es’. Algo con lo que se habrían ahorrado el pago de impuestos por la venta de la pintura. Todo pasó en 2012, cuando todavía estaba al frente de la Comunidad y tenía las competencias para proteger el óleo como BIC.

El por entonces presidente de OHL, Juan Miguel Villar Mir, fue quien adquirió el cuadro. Según la acusación, detalló el diario de Prisa el pasado mayo, la pareja se apropió de la pintura mediante una donación falsa, que la obra pertenecía a todos los herederos y que podrían haber incurrido en varios delitos.