Aragón quiere que el Gobierno deje que los niños puedan salir a pasear

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha explicado que este sábado pedirá al jefe del Ejecutivo central, Pedro Sánchez, durante la videoconferencia que mantendrá con los presidentes autonómicos, que estudie la posibilidad de que los niños puedan salir a la calle en el marco del real decreto del estado de alarma que obliga al confinamiento de la población para frenar la pandemia del coronavirus.

En una declaración retransmitida por streaming, con motivo de su visita a la sala multiusos del Auditorio de Zaragoza, junto con el alcalde de la ciudad, Jorge Azcón, donde está previsto instalar un hospital de campaña, Lambán ha remarcado que es una medida que propone “dentro de una política de cuidar de manera esmerada a la infancia” y de “atención prioritaria” para “prevenir la pobreza infantil”.

Lambán manifestó este jueves, en una entrevista a Aragón TV, según recoge Europa Press, que iba a formular esta propuesta a Sánchez con motivo de la ampliación del estado de alarma, para que los niños pudieran salir “a pasear de manera ordenada y razonable” y así procurar el “bienestar” de los menores.

El presidente aragonés ha recalcado que no pretende desarrollar esta iniciativa “al margen de nada” y que, “ante todo, debe prevalecer la seguridad sanitaria y el criterio de los médicos y psicólogos”, para estimar que “es obvio que para niños de una determinada edad la permanencia en casa puede ser muy estresante desde el punto de vista psicológico”.

Lambán ha comentado, asimismo, que si un niño “tiene una casa con jardín y amplios espacios”, la situación estrés por el confinamiento “la vivirá de manera más soportable que un niño que lo haga en una casa de pequeñas dimensiones”.

Por eso, ha argumentado que esta medida se tendría que estudiar, “sobre todo para niños que viven en pisos muy pequeños que no ven la luz del día prácticamente”, para apostillar que el objetivo sería “prevenir la pobreza infantil” y evitar las secuelas que se pueden crear en los niños “para toda su vida”.

Lambán ha explicado que ya hay países europeos que han permitido esta posibilidad e incluso algún profesor universitario la ha defendido, para aclarar que en la modificación que se ha hecho del real decreto que declara el estado de alarma “ya se contempla la posibilidad de que para ir a la compra o las farmacias un progenitor pueda estar acompañado de un niño”.