Alemania baja sus cifras diarias con 11.169 casos nuevos y 125 muertos

La canciller alemana, Angela Merkel
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La pandemia del nuevo coronavirus originado en la ciudad china de Wuhan ha dejado en las últimas 24 horas en Alemania 11.169 casos nuevos y 125 muertos, frente a los 14.611 contagios y los 158 fallecidos de la jornada anterior, según el balance publicado este lunes por el Instituto Robert Koch (RKI), la agencia gubernamental alemana encargada del control de las enfermedades infecciosas.

Con los nuevos datos, el balance de la pandemia en territorio germano asciende a 1.053.869 personas contagiadas y 16.248 víctimas mortales. En cuanto a las recuperaciones, la cifra asciende a 739.100 personas curadas, incluidas 16.800 que han recibido el alta en las últimas 24 horas.

Los domingos y lunes, el número de casos registrados en el balance diario es menor que en otros días de la semana porque, de acuerdo con el RKI, se toman menos muestras durante el fin de semana y, por lo tanto, se hacen menos test en general.

Las regiones alemanas más afectadas por la pandemia son Renania del Norte-Westfalia (260.646 casos y 3.435 fallecidos), Baviera (207.159 contagiados y 3.801 muertos) y Baden-Wurtemberg (149.318 positivos y 2.715 víctimas mortales). En Berlín el balance se eleva a 64.220 personas contagiadas y 553 decesos.

Alemania se convirtió el 27 de noviembre en el duodécimo país del mundo con más de un millón de personas contagiadas, después de Estados Unidos, India, Brasil, Francia, Rusia, España, Reino Unido, Italia, Argentina, Colombia y México.

En este contexto, la canciller alemana, Angela Merkel, trató de dar ánimos a los ciudadanos alemanes y apeló a su responsabilidad en su mensaje semanal del pasado sábado, con el argumento de que cada persona «puede hacer algo» para frenar la pandemia, usando mascarilla y respetando las medidas de seguridad higiénico-sanitarias.

«Hemos recorrido un largo camino», afirmó la jefa del Gobierno de Berlín. Tras reconocer que desde que comenzó la pandemia han sucedido muchas cosas, Merkel recordó que a principios de año había que lidiar con un virus que entonces era prácticamente desconocido.

«Hoy sabemos mucho más sobre las formas de contagio, las posibilidades de protegernos, los síntomas y las opciones de tratamiento», destacó. Además, resaltó que las vacunas contra el coronavirus están desarrollándose en un tiempo récord y que no habrá que esperar hasta el último momento para tenerlas sino que estarán disponibles en «un futuro probable» gracias a los esfuerzos de los investigadores.

«Si esta pandemia tiene algo bueno por completo es esto: demuestra que los humanos somos capaces cuando ponemos nuestras mentes en ello, cuando actuamos con perseverancia y creatividad, cuando cruzamos las fronteras y trabajamos juntos», subrayó.

La canciller dijo que el reto no es solo para los científicos sino para todos los ciudadanos. «No, todos nosotros podemos hacer algo. Todos pueden hacer algo», señaló, en referencia a las medidas para evitar los contagios, como el uso de las mascarillas, la distancia social o la ventilación en espacios cerrados.

Merkel afirmó que antes de esta crisis era impensable que se destinaran miles de millones de euros en ayudas contra la pandemia. «Pero lo hacemos porque nadie puede evitar el hecho de que la pandemia le haya creado problemas», explicó.

La canciller pidió a la población alemana que siga cumpliendo las normas para evitar contagios durante el periodo de Navidad. «Porque experimentaremos que ha valido la pena. Porque todos juntos seremos más fuertes que el virus», concluyó.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA