Abanca alcanza un beneficio de 153 millones hasta marzo

Abanca
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Abanca, entidad heredera de la antigua Novagalicia, ha cerrado el primer trimestre del año con un beneficio de 153 millones de euros, una cifra que supone más que duplicar las ganancias de 70 millones anunciada hace un año.

Los fundamentos del resultado obtenido en el arranque del año son un incremento de los ingresos recurrentes -con un margen básico que crece un 10,2%-, la inversión en digitalización, y la reducción de la morosidad, que se situó en el 6,5%, según ha detallado la entidad.

En el primer trimestre del año el margen de intereses de Abanca se situó en 111,2 millones de euros, un incremento del 14,2% frente a marzo de 2016. Este crecimiento se sustenta principalmente en la mejora del margen comercial y en el ahorro de costes de las emisiones mayoristas.

Las comisiones netas se situaron en 39,1 millones de euros. El comportamiento de los ingresos por prestación de servicios (+5,6%) se apoya en el buen desempeño de fondos y seguros. Destacaron en el trimestre los fondos de inversión, donde la entidad generó el 7,6% de las suscripciones netas del total del sector en España.

A pesar del fuerte ritmo de actividad del banco, con un incremento de las transacciones con clientes del 29,2%, los gastos de explotación se mantuvieron estables gracias a las inversiones en tecnología y digitalización.

En cuanto a la solvencia, Abanca continuó siendo una de las entidades más solventes del sistema, con una ratio CET1 del 14,5% y una holgura del 1.791 millones sobre los requerimientos de capital del regulador.

La entidad, que cumplió ampliamente los requisitos de liquidez a largo y corto plazo establecidos por el BCE para 2018, cuenta con 5.044 millones de euros en activos líquidos, con una sana estructura de financiación basada en depósitos de clientes.