www.elboletin.com

Mejor callado, ministro

Diego Carcedo
Diego Carcedo
Hasta ahora la triste realidad es que son muchos los países, a los que no se les puede achacar falta de medidas de seguridad, que han sufrido atentados.
El nuevo ministro del Interior, José Ignacio Zoido si mal no recuerdo, desaprovechó en una entrevista en Antena3 la mejor oportunidad que seguramente le brindará el cargo para estar callado que en un puesto así suele ser una virtud. Ignoro si en ese momento el ministro estaba tocando madera por debajo de la mesa, pero con una prepotencia impropia de un responsable del orden público que causa asombro y preocupación, dijo más o menos textualmente: Lo que sucedió en Berlín, aquí en España no puede ocurrir.
 
“¡Qué alivio!”, exclamamos muchos preocupados ante la posibilidad, que hasta ahora no teníamos descartada, de que los yihadistas vuelvan a elegir a nuestro país para asestar uno de sus golpes criminales. Hasta ahora la triste realidad es que son muchos los países, a los que no se les puede achacar falta de medidas de seguridad, que han sufrido atentados y en algunos casos más de dos. Está bien que el responsable recién caído en paracaídas en su despacho confíe en su propia gestión y en los profesionales a su cargo  ya que no en su experiencia.
 
Pero de ahí a pensar y a afirmar que otros países, como Alemania, Estados Unidos, Francia o Israel, donde el mismo domingo un camión conducido por un kamikaze del Daesh arrollaba a un grupo de soldados son menos seguros, hay muchos elementos para reflexionar, para mostrarse cauteloso, para no provocar a los diablos y… para mantener la boca cerrada. Aquí en España los que tenemos cierta edad hemos vivido años hartos de escuchar  que se acabaría con ETA en 48 horas y hemos tenido que sufrir su lacra cuarenta años.
 
Estoy entre los que confían en la profesionalidad, dedicación y eficacia de nuestras fuerzas de seguridad, probablemente entre las buenas que en el mundo existen. Pero la afirmación del ministro, por tranquilizadora que haya querido ser, personalmente no me la creo. El yahadismo en sus diferentes variantes cuenta con suficiente capacidad de generar terror en cualquier lugar del Planeta y España no es una excepción. Lo tiene fácil, además, si no es con un camión lanzado contra un mercadillo como el ministro Zoido cree imposible,  puede ser simplemente  con un coche en un paso de peatones de la Gran Vía.
 
A los terroristas islamistas todo les vale y cualquier elemento por inofensivo que parezca puede serles útil como arma letal: desde un cuchillo hasta una motosierra pasando por una simple cerilla. Tampoco es creíble que en España no haya terroristas esperando la orden o la oportunidad de atentar. Existen, lo sorprendente es que el ministro dekl ramo lo ignore,  igual que existen lugares donde se les intoxica, sin olvidar que sobre el territorio y la historia de España pesan amenazas frecuentes como la que estos días lanzó Al Qaeda contra Ceuta y Melilla.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.