www.elboletin.com
Edición testing    10 de diciembre de 2019

Asime

Contratos públicos

La Comunidad de Madrid publica la formalización del servicio de mantenimiento de electromedicina del hospital en el boletín oficial.

El Hospital Clínico San Carlos de Madrid ya ha cerrado su nuevo contrato de electromedicina. Tras un largo camino donde las circunstancias se han ido sucediéndose, la Comunidad de Madrid ha publicado en su boletín oficial (BOCM) la formalización del servicio de mantenimiento. Y, pese a las irregularidades en las prórrogas entregadas durante varios años, el centro ha vuelto a adjudicar el concurso a la misma empresa.

Sanidad

Historia del caso de Juan Manuel Pacheco Domínguez, señalado por su gestión en Madrid y por sus movimientos con el contrato de electromedicina en la Fundación Hospital Calahorra

Un total de 332 kilómetros y 3 horas y media de coche separan el Hospital Clínico San Carlos de Madrid y la Fundación Hospital Calahorra de La Rioja. La relación entre ambos centro no debería ir, a priori, más allá de ser parte de la sanidad pública. Sin embargo, los dos hospitales están más que vinculados a través de una serie de movimientos ‘extraños’, así como denunciados con su concurso de mantenimiento de la electromedicina. Hay también otro nexo de unión: el gerente del complejo riojano, que ha entrado con fuerza, fue un ex alto cargo de la sanidad pública madrileña hasta hace bien poco.

Sanidad

En la última década, el mismo contrato salió por 2,5 millones y ahora, tras las peticiones de dimisión que salieron desde la Asamblea de Madrid, es licitado por 1,7 millones.

El mantenimiento de los aparatos de electromedicina del Hospital Clínico San Carlos de Madrid no parece tarea sencilla. O al menos licitar su contrato. Tras estar años sin que saliera el nuevo contrato -lo que provocó la firma de más de un centenar de prórrogas irregulares-, el hospital madrileño por fin decidió sacar a la luz la licitación. Sin embargo, una serie de circunstancias provocaron su desistimiento.

Sanidad

La Comunidad de Madrid se mantiene firme en que todo lo que ha girado a este contrato contado por EL BOLETÍN ha sido acorde a la “normalidad”.

“Este asunto en una empresa seria y responsable llevaría al cese inmediato del director gerente”; “Tenemos que poner en evidencia que la responsabilidad del Gobierno, además de ser pulcra y transparente, debe ser un buen gestor. Y este contrato no sería más que una evidencia de todo lo contrario”; “Este señor ya estaría fuera de la empresa con una mala gestión y aquí se agrava con una mala utilización del dinero de todos”.

Sanidad

Podemos reclama la comparecencia del consejero de Sanidad por el desestimiento de esta polémica contratación.

Más de un centenar de prórrogas que no parecen tener fin y que supone mantener con vida un contrato fechado hace casi una década. Esta es la principal característica que tiene el contrato de mantenimiento de electromedicina del Hospital Clínico San Carlos. Una historia que habría concluido en 2015 cuando se publicó el nuevo contrato de electromedicina. Nada más lejos de la realidad: el expediente ha sido suspendido; las prórrogas continúan; y el conflicto ya ha llegado a la Asamblea de Madrid.

Sanidad

El Hospital Clínico San Carlos mantiene un contrato de mantenimiento de electromedicina que se redactó en 2007 y que continúa prorrogado reportando ganancias millonarias a la empresa.

Año 2007. Sale a concurso el contrato de mantenimiento de la electromedicina del Hospital Clínico San Carlos. En febrero de 2008 lo gana Asime por 2,8 millones de euros. Su duración era de un año con opción a otro más, pero casi una década después este servicio sigue en manos de la misma empresa a base de prórrogas exclusivamente. Ya van más de un centenar en total con un valor que superaría a fecha de hoy los 22 millones de euros. Algo que incumpliría la Ley de Contratación Pública.

  • 1