www.elboletin.com

El presidente checo defiende que el cierre de fronteras dure un año

El presidente checo, Milos Zeman
Ampliar
El presidente checo, Milos Zeman

"Creo que las fronteras deberían estar un año cerradas, si no dos, para que las salidas no provoquen una nueva oleada epidémica".

domingo 19 de abril de 2020, 23:28h

El presidente checo, Milos Zeman, ha defendido este domingo que el cierre de fronteras impuesto para evitar contagios por el coronavirus se prolongue durante un año y evitar así una segunda oleada de la epidemia.

"Creo que las fronteras deberían estar un año cerradas, si no dos, para que las salidas no provoquen una nueva oleada epidémica", ha afirmado Zeman en declaraciones a la emisora checa Radio Frekvence 1.

Además, ha emplazado a los checos a apreciar los paisajes del país y evitar así desplazamientos al extranjero. "Recomiendo a la gente que disfruten de la belleza de los paisajes checos en sus vacaciones", ha señalado, al tiempo que ha destacado que él mismo siempre pasa sus vacaciones en la montaña checa, concretamente en la región de Vysocina.

La industria turística checa ha pedido al Gobierno al menos unos plazos concretos con vistas a retomar su actividad, pero el Gobierno argumenta que es imposible predecir el desarrollo de la epidemia en el país y menos en los países extranjeros.

Zeman ha aprovechado para defender a su jefe de gabinete, Vratislav Mynár, quien organizó una matanza de un cerdo en su restaurante de Moravia sin pedir autorización alguna pese al estado de alarma impuesto en el país.

El presidente ha explicado que el cerdo habría muerto igual porque se alimentaba de las sobras del restaurante, pero el mismo estaba cerrado debido a las restricciones, por lo que no tenía alimentos.

El coronavirus ha contagiado a 6.701 personas en República Checa y ha provocado la muerte de 186 personas, por lo que es uno de los países con menor incidencia de la enfermedad de toda Europa.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios