www.elboletin.com

¿Qué supone el conflicto de la carrera profesional en la sanidad madrileña?

Marea blanca
Ampliar
Marea blanca (Foto: Jaime Pozas)

La última vez que la Comunidad de Madrid indignó a los sindicatos por esta cuestión, se convocaron dos días de huelga.

miércoles 01 de agosto de 2018, 06:00h

La Comunidad de Madrid está jugando con fuego. Estuvo cerca de quemarse a finales de año y ahora las llamas vuelven a coger fuerza tras el nuevo incumplimiento sobre la carrera profesional. La decisión del Consejo de Gobierno de no firmar lo pactado el pasado 4 de julio con los sindicatos en la Mesa Sectorial de Sanidad reaviva un conflicto en la sanidad madrileña que ya avanza “movilizaciones”.

Sin embargo, la problemática que se avecina con el pago de la carrera profesional no se trata de una cuestión de impaciencia o de corto recorrido. Tal y como ha reconocido la Comunidad de Madrid en una nota de prensa comunicando –entre líneas- los cambios que han indignado a los sindicatos, se está ante un capítulo sin cerrar desde hace “una década”.

10 años dándole vueltas

“El concepto salarial de carrera profesional quedó en suspenso hace 10 años por la crisis económica global”, ha recordado la Comunidad de Madrid antes de celebrar que “ahora ha sido recuperado”. Pese a ello, el autoaplauso de la Administración se convertirá en protestas de los trabajadores, según han adelantado las organizaciones sindicales.

A través de un comunicado conjunto, los sindicatos han advertido que la decisión del Gobierno de Ángel Garrido de modificar el acuerdo alcanzado y pagar el 100% de la carrera profesional en cuatro años, en vez de en los tres firmados, traerá consecuencias. “Hasta aquí hemos llegado, la respuesta será contundente”, han señalado.

“Próximamente y por acuerdo de las organizaciones sindicales presentes en mesa sectorial, consensuaremos un calendario de movilizaciones”. Esta frase es la única que han dejado ver los sindicatos. Pero los antecedentes con este conflicto permiten interpretar por dónde pueden ir los pasos.

Los antecedentes más recientes

Para ello, es necesario echar la mirada atrás. No hace falta irse 10 años atrás; es suficiente con remontarse a finales de 2017 cuando estas mismas organizaciones sindicales (AMYTS, CSIT, SATSE, CCOO y UGT) ya convocaron dos días de huelga en la sanidad pública madrileña ante los incumplimientos de la Comunidad de Madrid.

En aquella ocasión, el 16 de noviembre, la convocatoria de paros llegó por la falsa promesa del Gobierno madrileño de incluir el pago de la carrera profesional en los Presupuestos de 2018. Finalmente, la presión hizo rectificar al PP y a Ciudadanos para que las aguas se calmasen.

“La Consejería de Sanidad es un cero a la izquierda en el Consejo de Gobierno. Siempre está intervenida por la Consejería de Hacienda”, denunciaron los sindicatos cuando convocaron las acciones del año pasado. Ahora, el discurso apenas ha cambiado.

“Esta vez el límite lo han sobrepasado y llegando hasta el extremo de deslegitimar desde la propia Consejería de Hacienda, desde la propia Presidencia, al consejero de Sanidad”, han reprochado este martes las organizaciones. Sanidad firma un acuerdo, Hacienda lo cambia y el Consejo de Gobierno lo acepta.

“Yo ahorraría algo este mes de agosto…”

Por el momento, no se conocen por dónde irán las movilizaciones, pero este pasado reciente puede servir de ejemplo al ver que se convocó la huelga por algo menos ‘grave’ que no cumplir un acuerdo costoso. Julián Ezquerra, secretario general de AMYTS, presente en las negociaciones, deja una sugerencia.

Yo ahorraría algo este mes de agosto, nos vendrá bien para lo que llegará en septiembre. Hasta aquí hemos llegado. Creo que se entiende”, ha aseverado el dirigente del sindicato médico de la sanidad madrileña.

Por ello, las voces de huelga en la sanidad madrileña empiezan a sonar por el horizonte. Aparte, la relación entre ambas partes se ve otra vez damnificada; al tiempo de que la desconfianza coge (aún) más fuerza tras unas negociaciones complicadas donde las zancadillas han estado presentes.

Por último, si el descontento y la indignación está en el ambiente, el objetivo que persigue –a priori- la Comunidad de Madrid, como ha recalcado, de conseguir con la carrera profesional una “mejora de las condiciones laborales, de forma que se capta y fideliza a los mejores profesionales, lo que redunda en la calidad de la asistencia a los ciudadanos”, se aleja.

Marco González

Periodista o intento, por lo menos. Aprendiendo. Y todo con un mejunje en la cabeza, pero con el periodismo comprometido como pegamento de unión.

Google Plus de Marco González

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL BOLETIN

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.