Ricardo Costa se resiste a pagar en solitario el precio del ‘caso Gürtel’

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El entorno de Rajoy se apresuró esta mañana a anunciar la dimisión de Ricardo Costa. Incluso Esteban González Pons insinuaba que sería a las 16 horas de hoy cuando el secretario general del PP confirmaría esta decisión. Sin embargo, Costa no quiere a pagar en solitario las consecuencias del ‘caso Gürtel’ y rechaza presentar su renuncia. El pulso que mantiene el dirigente popular con Mariano Rajoy y con el propio Francisco Camps, presionado por Génova para que haga efectivo el cese, podría resolverse el próximo martes, día en el que el presidente regional ha convocado al Comité Ejecutivo del partido para zanjar el asunto.

El discurso de Francisco Camps en el día de la Comunidad Valenciana parecía que iba a acaparar toda la atención informativa. Sin embargo, los focos se centraron desde primera hora de la mañana en la posible dimisión de Ricardo Costa. Todos los periódicos en su edición digital daban por hecho desde hora temprana que Camps había cedido a las presiones y prescindirá de su secretario general.

Entre ellos, en elconfidencial.com Federico Quevedo, considerado ‘ portavoz’ oficioso de Soraya Sáenz de Santamaría. Y todo para acabar con las críticas de parálisis recibidas no sólo contra el PP valenciano sino también contra la cúpula nacional. Más aún cuando ayer Esperanza Aguirre adoptaba la decisión de expulsar a los diputados regionales imputados en el ‘caso Gürtel’ del Grupo Popular.

El vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, alimentaba la afirmación de los medios de comunicación al señalar, tras insistir en que la dirección del PP confía plenamente en Camps, que ha llegado el momento de hacer algo y que la fiesta de Valencia “se acaba a las cuatro de la tarde”. Sus palabras han sido interpretadas como una confirmación de que esta misma tarde Costa renunciaría a su cargo.

Poco antes, Camps ofrecía un discurso con motivo de la festividad de su comunidad en el que reivindicaba el derecho de los valencianos a tomar sus propias decisiones. Sin hacer alusiones al ‘caso Gürtel’, el presidente eligió la crisis económica como eje central para su declaración, señalando que “está dando los pasos necesarios para salir de la crisis, pero necesitamos de todos para que tenga un mayor efecto nuestro impulso”.

El líder del sector ‘zaplanista’, el presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll, reclamó hoy a Camps que antes de tomar cualquier decisión sobre el ‘caso Gürtel’ “sería bueno que se consultara a todas las personas que tienen una responsabilidad importante en el partido”. Respecto a este asunto, el propio Eduardo Zaplana declaró esta mañana que espera que “todo el mundo tenga claro que los intereses generales y los intereses de los ciudadanos” están “por encima de cualquier otro interés”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA