Ignacio González cancela la inauguración del Hospital de Collado Villalba por la crisis del ébola

Ignacio González, presidente de la Comunidad de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El centro gestionado por IDC Salud (antes Capio) abrirá sus puertas este miércoles. Ese día se pondrán en marcha las consultas, para las que ya hay 3.000 personas citadas. Ignacio González ha decidido, ante la crisis del ébola y las críticas que ha recibido la Comunidad de Madrid por su gestión, cancelar la inauguración del Hospital de Collado Villalba prevista para hoy. El acto, anunciado a ‘bombo y platillo’ por el presidente regional a principios de septiembre, ha sido anulado para evitar nuevos reproches, aunque se mantiene el calendario de apertura previsto. A mediados de semana se pondrán en marcha las consultas, para las que ya hay 3.000 personas citadas.

El Gobierno autonómico ha decidido prescindir de la ‘pompa’ y los ‘fastos’ propios de los actos de inauguración ante la crisis desatada en Madrid tras el contagio por ébola de Teresa Romero, auxiliar de enfermería que atendió al misionero Manuel García Viejo. Ignacio González se ha visto obligado a renunciar al acto de apertura que anunció durante el Debate sobre el Estado de la Región del 4 y 5 de septiembre para no verse inmerso en una nueva oleada de críticas.

La inauguración, prevista por tanto desde hace más de un mes, no aparece en la agenda oficial que facilita la Comunidad de Madrid sobre los actos del presidente y de los miembros del Ejecutivo regional. No obstante, según recogen diversos medios el calendario de apertura se mantiene y a mediados de semana se procederá a la apertura de las consultas, para las que ya hay 3.000 personas citadas.

Y para finales de octubre se prevé que el centro esté en pleno funcionamiento. El Hospital de Collado Villalba es de titularidad pública pero está gestionado por IDC Salud (antes Capio), por lo que se convierte en el tercero de estas características en la región tras el de Valdemoro, el de Torrejón de Ardoz y el de Móstoles.

Polémica

El centro hospitalario ha estado rodeado de polémica desde el primer día. La construcción del mismo fue ordenada por Esperanza Aguirre, que fue la encargada de poner la primera piedra del centro en diciembre de 2010. Entonces el calendario marcaba su apertura para diciembre de 2011, sólo un año después, aunque finalmente la Comunidad de Madrid decidió retrasarlo con la excusa de ahorrar los 22 millones de euros que se habían presupuestado para tal fin en las cuentas de 2012.

Hubo un segundo intento de apertura, a finales de 2012, pero también se canceló por la crisis. Mientras tanto la construcción del hospital siguió adelante y las obras finalizaron en enero de 2013, aunque ha permanecido cerrado desde entonces. Sin embargo, a pesar de no dar servicio a los ciudadanos, la Comunidad de Madrid ha venido pagando unos 900.000 euros al mes a IDC salud en concepto de gastos de mantenimiento y amortización de las obras.