Los accionistas de laSexta pueden perder un 75% de su inversión por la fusión con Antena 3

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los inversores de laSexta podrían llegar a perder hasta 506 millones de euros, un 75,5% del capital que hasta ahora han inyectado en la televisión privada (670 millones), si finalmente aceptan una fusión con Antena 3 en los últimos términos planteados por la cotizada. A cambio, los accionistas de laSexta pasarían a estar presentes en un grupo cotizado en Bolsa que podría retribuirles con sustanciosos dividendos.

Según la información que barajan los analistas de Mirabaud, las cifras finales del grupo podrían ser de un 85% para Antena 3, que también controlaría el grupo en la persona de su consejero delegado Silvio González, y un 20% para laSexta. Unas cifras que se quedan muy lejos de aquellas de los primeros meses de este año, cuando los rumores de mercado otorgaban a laSexta un peso del 23% como mínimo en el grupo cotizado resultante.

Productoras como Mediapro, Globomedia y El Terrat, presentes en el accionariado de laSexta, parecen ser todavía el principal escollo al que la fusión se enfrenta desde que comenzó el nombrado baile de novios para la televisión privada a principios de este 2011. Los rumores de mercado apuntan directamente a sus representantes, que se han quejado varias veces sin remilgos de la poca información que les ha ofrecido sobre el proceso José Miguel Contreras, consejero delegado de laSexta, como causantes del atraso en el calendario de la fusión.

La integración de ambas cadenas, dicen desde Mirabaud, no parece que vaya a generar sinergias por ingresos en el grupo resultante a corto plazo, beneficiaría a los accionistas de laSexta, al tener la mayor libertad de movimientos que ofrece la Bolsa y al acceder al pago de dividendo, algo muy apetecible en los tiempos que corren. De hecho, Antena 3 es hoy por hoy la tercera cotizada con mejor rentabilidad por dividendo (10,1%) de todo el parqué español.

Estos son precisamente los argumentos que la mexicana Televisa, que cansada de esperar un acuerdo accionarial llegó a barajar a principios de año la venta de su participación en laSexta (40,8%) a un grupo financiero catarí, sigue presentando como puntos fuertes para que sus compañeros de inversión apoyen la integración de Antena 3 y laSexta. En este sentido, ya circulan comentarios que apuntan que la familia Azcárraga, propietaria del grupo azteca, pide una indemnización al resto de accionistas por no haber cerrado ya la fusión.

Desde comienzos de año, el retroceso del mercado publicitario ha recortado el precio de Antena 3 en Bolsa en un 36%, es decir, una pérdida de capitalización bursátil de casi 340 millones de euros. A pesar de ello, su actual valoración es mejor que la de laSexta, que quedaría valorada en un mínimo de 164 millones de euros, según las últimas cifras de canje manejadas por los expertos.

Sin embargo, aún queda otro caballo de batalla por resolver para que la fusión se materialice: la reducción de los costes de programación en laSexta, donde actualmente representan un 80% de sus gastos operativos. Esto pasaría, necesariamente, por que las productoras presentes en el accionariado y la parrilla de programación de laSexta se apretasen el cinturón para imprimir una mejor marcha a las finanzas del nuevo grupo audiovisual, quizá en detrimento del suyo propio. Un conflicto de intereses que, mientras no se resuelva, impedirá que los Azcárraga ‘coticen’ también a este lado del Atlántico.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA