Los especuladores españoles se mudan a Wall Street

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Wall Street se ha convertido en el destino favorito para comenzar el año entre los especuladores españoles. Después de seis meses de veto a las posiciones cortas decretado por la Comisión Nacional del Mercado de Valores, cada vez son más los que ‘cruzan el charco’ para aprovechar el favorable escenario técnico que algunos analistas dibujan para sus temidas apuestas.

En las últimas semanas, son cada vez más las casas de inversión nacional que aconsejan a sus clientes de perfil más especulativo lanzarse a ‘hacer las Américas’. Más aún en los últimos días en que a esta orilla del Atlántico se especula con la posibilidad de una nueva prórroga para la prohibición a la creación, modificación o incremento de las posiciones bajistas sobre cotizadas españolas. Y es que, a falta de una sola semana para que venza el veto decretado en octubre, algunos brókeres no descartan una ampliación más que en el mejor de los casos sólo afectaría a los valores financieros.

A estas conjeturas, apuntan los expertos, se suma una larga serie de factores técnicos que favorecen las apuestas especulativas en los principales índices de Nueva York. Una circunstancia que ha terminado por dictar la mudanza de carteras de los inversores más arriesgados del parqué madrileño. Daniel Pingarrón, estratega de mercados de IG, compartía este mismo viernes con un portal de inversión que el 83% de los clientes de su compañía invertidos en el Dow Jones habían tomado posiciones cortas sobre el índice. Una concentración de bajistas prácticamente desconocida el pasado 2012.

En este contexto, las voces que animan a especular en la meca de las finanzas no llegan solo desde el Viejo Continente. El gigante local Citigroup concluía en un reciente informe que el Dow Jones podría perder hasta un 20% de su cotización en los próximos meses. La subida hasta cotas próximas a máximos del año pasado de los grandes índices de Wall Street invita a pensar a los chartistas del financiero en que “el precio puede sufrir importantes presiones en las próximas semanas si este escenario tiende a materializarse”.

Un escenario que les recuerda, dicen en un reciente informe, al colapso y posterior recuperación de los parqués que tuvo lugar entre 2007 y 2009. Su confirmación, advierten, llegaría con la pérdida de los 13.662 puntos en el industrial Dow Jones a cierre semanal que desencadenaría lo que ya predicen “importantes indicadores técnicos de referencia”. Entre ellos, el volumen de sobrecompra que desde hace semanas amenaza a un parqué aún alcista.

A la espera de la gran tormenta bajista que parece cernirse sobre Wall Street, las previsiones de inversión para este 2013 de varias casas internacionales sobreponderaban la renta variable europea a la estadounidense. Precisamente apoyados en que a este lado del Atlántico no se ha conseguido una recuperación de precios tan sólida como en la mayor economía del mundo. Por si fuera poco, el índice VIX que mide la volatilidad del mercado subió ayer hasta el 12,69%, signo de que las tensiones van en aumento en la lucha por aguantar el ritmo alcista.

Con este despejado panorama que dibujan los expertos, no es de extrañar que cada vez más inversores españoles opten por tomar posiciones cortas en Wall Street, ante la imposibilidad de hacer negocio con esta práctica especulativa en Madrid. Desde Capital Bolsa, uno de los portales de inversión que más de cerca sigue la evolución de los ‘chicharros’ del parqué, aconsejan a sus seguidores una cartera de arbitraje: “largos en la renta variable europea (especialmente periférica), y cortos en la renta variable de EEUU, para jugar a un estrechamiento del diferencial de ambos comportamientos”. Una opción que, a la luz de las cifras del mercado, cada vez más inversores hacen propia.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA