Inditex asalta los 33 euros con el respaldo de Macquarie

Sede de Inditex
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

Inditex recibe mejora de consejo inversor a la par que IAG, que sin embargo sufre por el repunte del crudo. Las acereras del Ibex reciben buenas noticias para su negocio desde filipinas. Inditex asalta los 33,00 euros por acción al recibir este martes el respaldo de los expertos de Macquarie, que han elevado el precio objetivo de de la firma textil desde los 35,00 hasta los 39,00 euros por acción. Esta nueva cota representa un potencial alcista del 19% respecto al cierre de ayer lunes, lo que supone un nuevo espaldarazo para la escalada libre de la compañía fundada por Amancio Ortega.
 
Más entusiastas aún han sido los expertos de Carax-AlphaValue con IAG. La casa de análisis ha mejorado el consejo del holding de aerolíneas hasta comprar y ve a sus títulos un potencial de más del 25%, pues les ha otorgado un precio objetivo de 5,69 euros por acción. Una llamada de atención en un panorama en el que los precios del petróleo comienzan a repuntar ligeramente y, por lo tanto, a engrosar de nuevo la partida principal de costes de las aerolíneas hispano-británicas.
 
El sector de las materias primas metalúrgicas vuelve a situarse también en el blanco de la diana de inversión al conocerse las medidas que Filipinas ha estudiado para amortiguar el impacto ambiental de sus minas de níquel. En este sentido, el país asiático considera ya el cierre de 20 de estas explotaciones a menos que se solucionen algunos de sus problemas más acuciantes en el corto plazo.
 
De esta veintena, realmente la mitad ya no están operativas a consecuencia de la dilación en la publicación de los resultados del estudio, si bien suponían en su inicio un 56% de la producción por valor de este metal en el archipiélago, responsable de un 24% de la producción mundial en 2015. Esta noticia debería tener un impacto positivo en las cuentas de Acerinox y ArcelorMittal, por la reducción de oferta que esta hoja de ruta podría llegar a suponer en un momento en el que la demanda global de metales sigue dando síntomas de debilidad, sobre todo por la deceleración de China.