Menuda pesadilla con toda la noche revisando billetes

La Habana

La Habana

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

Con una preocupación o varias por día, el cubano no deja de ejercitar su cerebro con lo cual, según los neurólogos, ello es síntoma de excelente actividad allá arriba por la azotea o ático.

Controvertida apreciación profesional si acudimos, por ejemplo, al aquello de La Lechera, que tanto va el cántaro a la fuente hasta que se rompe porque todo en la vida debe tener un límite para no sobresaturar las entendederas.

Y como que no salimos de una para entrar en la otra, ahora mismo tenemos el gran debate en las redes sociales y también en las no que no lo son, del enfrentamiento entre dos consignas: el añejo Patria o Muerte versus la reciente Patria y Vida, facturada en los laboratorios musicales de la vecina Miami.

Confirmar que ello tiene en vilo a las autoridades es sobredimensionar el match. Peores sucesos no han sido capaces de alterarlas, pero sí preocuparlas.

Palabras, reportajes televisivos y escritos, canciones contra canciones dibujan el panorama. Iniciativas no faltan en ambos bandos contendientes. Del otro lado, la sugerencia a marcar con las palabras Patria y Vida cuanto billete aparezca, y por la otra, la advertencia casi oficial de que ese billete con tal mensajito carece de valor alguno y se invita al personal para que ante cualquier transacción cada cual lo revise minuciosamente en busca del texto y no lo acepte porque ha sido invalidado por el Banco Central.

Y como está en marcha la unificación monetaria, lo que antes facturaba cuatro o cinco pesos, ahora se trata de cientos. Por tanto, más billetes a manosear. De ahí, el mensaje del amigo: “No he podido dormir en toda la noche, revisando en pesadilla, los pesos una y otra vez.”