Las familias españolas pagan el gas más caro de la eurozona

Radiador
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

El precio que los consumidores españoles pagaron por el gas durante el segundo semestre del año pasado fue el más elevado de toda la zona euro. Según los datos publicados por Eurostat, el coste medio por cada 100 kilovatios hora (kWh) alcanzó en nuestro país los 8,6 euros, frente a los 7,2 euros del promedio de eurozona.

Un año antes, pese a que los precios del gas en nuestro país eran más altos y tocaban una media de 9,5 euros por kWh, Portugal superaba a España con un coste de 9,8 euros, como recogen los datos de la entidad europea de estadística.

Sin embargo, de julio a septiembre de 2016, en toda Europa tan solo los hogares suecos (fuera de moneda única) pagaron más que los españoles en su factura de gas, unos 11,4 euros por kWh. En el conjunto de la Unión europea (UE), el coste medio del gas para los hogares fue de 6,4 euros, un 26% inferior al de España.

Al otro lado de la balanza, los países de la UE con precios más bajos fueron Bulgaria (3,1 euros por 100 kWh), Rumanía (3,2 euros) y Estonia (3,3 euros).

España, también entre los países con el recibo de luz más caro

En el caso del coste de la luz para los hogares, la media de la UE en el segundo semestre de 2016 fue de 20,5 euros por cada 100 kWh y la de la eurozona 22,0 euros. España también se situó por encima de la media, con un precio en el recibo de 22,8 euros, más elevado que en Francia o Reino Unido, colocándose entre los países europeos con el recibo eléctrico más elevado.

En este caso, los precios más altos se registraron en Dinamarca (30,8 euros por 100 kWh), Alemania (29,8 euros) y Bélgica (27,5 euros) y los más bajos en Bulgaria (9,4 euros), Hungría (11,3 euros) y Lituania (11,7 euros)