La banca pide al BCE un ‘empujón’ para que el baile de fusiones coja velocidad

Banco Central Europeo BCE
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El proceso de consolidación bancaria ha arrancado ya en España y el resto de Europa, pero las entidades consideran que el supervisor podría favorecer este proceso si abriese la mano con algunos requerimientos. Así lo refleja un comunicado de la Federación Bancaria Europea (EBF por sus siglas en inglés), en el que da unos ‘consejos’ al Banco Central Europeo (BCE) para agilizar el proceso.

“Las decisiones de consolidación pertenecen a los participantes en el mercado”, señala la patronal bancaria europea, a la que está adherida la española AEB. No obstante, “el consiguiente examen de supervisión es un paso crucial para el éxito de esas transacciones”. En ese sentido, los bancos considera que el BCE no debería limitarse a publicar una guía que ayude a aportar claridad al proceso de consolidación, sino que creen que debería ir un paso más allá: “será importante que el BCE no sólo aclare el proceso, sino que lo aliente a facilitar activamente las fusiones”.

La patronal, pide, por ejemplo, una mayor coordinación entre las diferentes autoridades involucradas en una operación de este tipo. Por ejemplo, la EBF “alienta a que se coordine con la Junta Única de Resolución (JUR) para establecer disposiciones transitorias del requisito mínimo de fondos propios y pasivos admisibles (MREL) y la capacidad total de absorción de pérdidas (TLAC), que tengan en cuenta las ventajas de la consolidación para la entidad combinada”.

El MREL y el TLAC son los colchones de solvencia que deben cumplir los bancos para evitar que los contribuyentes acaben pagando futuros rescates, como ocurrió durante la anterior crisis.

Asimismo, “los retos a los que se enfrentan actualmente los bancos son más estructurales y deben abordarse mediante cambios en la reglamentación. Es necesario reducir las barreras reglamentarias, lo que exigirá un enfoque más amplio del tema, que requerirá la adopción de medidas por parte de los legisladores”.

Entre ellas figuran, los bancos adheridos a la patronal apuntan a que es necesaria “una mayor armonización en la lucha contra el blanqueo de dinero (AML)”; “abordar los problemas derivados de una regulación que va más allá de las normas mundiales, como el tratamiento reglamentario del MREL externo”; y la “eliminación de los obstáculos a la libre circulación de capital y liquidez”.

Tras varios meses de ‘impasse’, el proceso de consolidación del sector ha arrancado con fuerza, en especial en España, donde CaixaBank y Bankia han llegado a un acuerdo para un proceso de fusión que creará el mayor banco por activos en el país. Más modesta es la operación que unirá a Liberbank y Unicaja, aunque dará lugar al sexto mayor banco del país.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA