JP Morgan dispara un 66% sus beneficios en 2021 hasta los 48.334 millones de dólares

JP Morgan

JP Morgan

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

JP Morgan Chase se anotó unos beneficios netos de 48.334 millones de dólares (42.220 millones de euros) en el conjunto de 2021, lo que supone un incremento del 66% en comparación con el año anterior, según se desprende de la cuenta de resultados que ha publicado este viernes la entidad.

En comparación con las ganancias de 2019, último año no afectado por la pandemia, los beneficios netos anuales de JP Morgan han crecido un 32,6%.

«JP Morgan Chase ha informado de unos sólidos resultados en todos nuestros segmentos beneficiándose de la elevada actividad de los mercados de capitales y de un repunte de la actividad crediticia», ha explicado el presidente y consejero delegado de la compañía, Jamie Dimon.

Gran parte del incremento en la rentabilidad durante 2021 en comparación el año pasado se debe al efecto a nivel contable de las provisiones contra posibles impagos crediticios. Durante 2020, por el efecto de la crisis, JP Morgan registró un impacto negativo de 17.480 millones (15.269 millones de euros) por provisiones. En cambio, durante el año pasado liberó 9.256 millones (8.085 millones de euros) de sus reservas por la buena marcha de las perspectivas económicas, lo que afectó positivamente a las cuentas.

Los ingresos totales del banco de inversión entre enero y diciembre fueron de 121.649 millones de dólares (106.261 millones de euros), un 1 por ciento más que en el ejercicio anterior. De esa cifra, los ingresos por intereses netos se contrajeron un 4%, hasta 52.311 millones de dólares (45.964 millones de euros).

De su lado, los ingresos por comisiones y tasas alcanzaron los 69.338 millones de dólares (60.567 millones de euros), un 6 por ciento más que en 2020. El mayor incremento en este segmento de negocio procedió de las comisiones cobradas por la actividad de banca de inversión, que crecieron un 39%, hasta 13.216 millones de dólares (11.544 millones de euros), mientras que las cobradas por la gestión y administración de activos aumentaron un 16%, hasta 21.029 millones (18.369 millones de euros).

El total de gastos del banco fue de 71.343 millones (62.318 millones de euros), un 7 por ciento más. De esa cifra, la compensación de los empleados aumentó un 10%, hasta 38.567 millones de dólares (33.688 millones de euros), mientras que los servicios de profesionales externos supusieron un gasto de 9.814 millones (8.573 millones de euros), un 16 por ciento más, y la partida de tecnología y telecomunicaciones se contrajo un 4%, hasta 9.941 millones (8.683 millones de euros).

ÚLTIMO TRIMESTRE

Con respecto a las cuentas del cuarto trimestre del año, JP Morgan Chase se anotó unos beneficios netos de 10.399 millones de dólares (9.084 millones de euros), un 14 por ciento menos. La facturación, de su lado, se mantuvo prácticamente estable en 29.257 millones (25.556 millones de euros).

A 31 de diciembre, la entidad financiera contabilizaba activos bajo gestión valorados en 3,113 billones de dólares (2,719 millones de euros), un 4 por ciento más que un trimestre antes y hasta un 15 por ciento por encima de la cifra observada al cierre del año anterior.

Para el conjunto del año, el retorno sobre capital (RoE, por sus siglas en inglés) de JP Morgan fue del 19%, siete puntos porcentuales por encima de la cifra del año anterior. De su lado, la ratio de capital CET1 se redujo en una décima, hasta el 13%.