ONU: un millón de niños afganos sufren malnutrición

Pobreza infantil
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La malnutrición es el «asesino silencioso» de los niños afganos, dice el informe de la Oficina de Naciones Unidas. Un millón de niños afganos menores de cinco años sufren malnutrición, lo que les hace vulnerables ante enfermedades de fácil curación en otros países, indica un informe de las Naciones Unidas publicado hoy.
 
La malnutrición es el «asesino silencioso» de los niños afganos, dice el informe de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).
 
«Por cada 1.000 niños que nacen, 55 morirán antes de cumplir cinco años», indica el informe, y añade que el 82 por ciento de ellos morirá antes de su primer cumpleaños.
 
El número de niños malnutridos es especialmente alto entre la población desplazada y está aumentando debido al actual conflicto.
 
La mayoría de los niños mueren por enfermedades de fácil prevención o tratamiento como diarrea o neumonía, dice el informe.
 
En Afganistán, «estas enfermedades comunes son mucho más peligrosas debido a la malnutrición».
 
Además, en la primera mitad de este año, 388 niños murieron en enfrentamientos entre fuerzas de seguridad afganas y milicias, añade.
 
Según el informe, 2,7 millones de afganos sufren malnutrición.
 
Las instalaciones sanitarias solo cubren el 60 por ciento de la población afgana y hacen poco por satisfacer las necesidades de los niños con malnutrición. Además, estas instalaciones en las áreas rurales son muy básicas o inexistentes.
 
Solo el 38 por ciento de los centros sanitarios afganos proporciona servicios de nutrición, según el informe.