Iberdrola inicia la construcción de un conjunto eólico de 79 MW entre Málaga y Sevilla

Iberdrola

Iberdrola

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Iberdrola continúa avanzando en sus planes de inversión en renovables para seguir impulsando la transición energética y con ella la recuperación de la economía y el empleo. La compañía ha iniciado la construcción de un conjunto eólico, integrado por tres parques, ubicados entre las provincias de Málaga y Sevilla, en Andalucía, que contará con una potencia total de 79 megavatios (MW).

El primero de los parques en iniciar su desarrollo será el proyecto eólico El Puntal II, con 15 MW, que se levantará en el municipio de Sierra de las Yeguas, en Málaga. La instalación contará con tres aerogeneradores SG145-5 MW, con una potencia de 5 MW cada uno, que lo convierten en el más potente instalado en España.

Según un comunicado, el segundo de los parques, el de Martín de la Jara, con 36 MW de potencia instalada, está ubicado en este municipio de sevillano y estará integrado por 9 aerogeneradores V150-4MW.

En el municipio sevillano de Estepa, Iberdrola desarrollará el parque eólico de San Cristóbal de 28 MW, integrado por 4 aerogeneradores de 4,5 MW y 2 de 5 MW.

La compañía destaca que la construcción de estos proyectos eólicos movilizará a proveedores y empleo local, estimándose la involucración de más de 150 profesionales. Una vez en operación, los parques generarán energía limpia para abastecer a una población equivalente de 70.000 hogares y evitarán la emisión de 39.200 toneladas de CO2 al año.

TRIPLICAR LA CAPACIDAD RENOVABLE EN LA REGIÓN HASTA LOS 3.000 MW

Andalucía se ha convertido en uno de los mayores polos de crecimiento de Iberdrola en España. La compañía ya es líder en la generación de energía limpia y verde en la región, con cerca más de 900 MW instalados, y prevé triplicar su capacidad instalada renovable en los próximos cinco años hasta los 3.000 MW, contribuyendo así a la transición energética y la recuperación económica y el empleo.

Este plan representa una inversión de cerca de 1.500 millones de euros y permitirá crear, tan solo en la fase de instalación y montaje, 5.500 nuevos puestos de trabajo en la región.

Iberdrola resalta que junto a Fertiberia han proyectado el desarrollo de 800 MW de hidrógeno verde –equivaldría al 20% del objetivo nacional– en cuatro fases y dos de ellas se realizaría en las instalaciones de la compañía de fertilizantes en Palos de la Frontera (Huelva).

La iniciativa en su conjunto representa una inversión de 1.800 millones de euros y podría hacer de nuestro país un líder industrial en el sector del hidrógeno verde y el primero con el 100% de producción de amoniaco para fertilizantes completamente verde.

Con estos proyectos, se contribuiría al desarrollo de toda la cadena de valor, creando casi 4.000 empleos cualificados -2.000 de ellos ya en 2023-, a través de 500 proveedores locales.

INVERSIONES VERDES PARA LA PROMOVER LA RECUPERACIÓN ECONÓMICA

Iberdrola está convencida que la transición energética puede actuar como agente tractor clave en la transformación del tejido industrial y en la recuperación verde de la economía y el empleo. Para ello, la compañía ha lanzado un plan de inversión de 75.000 millones de euros para el período 2020-2025, con el objetivo de duplicar su capacidad renovable y aprovechar las oportunidades de la revolución energética que afrontan las principales economías del mundo.

Las inversiones en España para el período se elevan a cerca de 14.300 millones de euros y la mitad –más de 7.000 millones de euros– irán destinadas al desarrollo de nuevos proyectos renovables, mientras que más de 4.500 millones irán dirigidos a robustecer y seguir digitalizando las redes eléctricas.

Tras veinte años promoviendo la transición energética, Iberdrola es líder en energía renovable en nuestro país, con una capacidad instalada de más de 16.700 MW renovables a septiembre de 2020; un volumen que en el mundo se eleva a casi 35.000 MW, convirtiendo a su parque de generación en uno de los más limpios del sector energético.

Con unas emisiones de CO2/kWh que son ya dos tercios inferiores a la media europea, la estrategia de inversión en energía limpia y redes llevará a Iberdrola a ser una compañía «neutra en carbono» en Europa en 2030.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA