El ‘via crucis’ de Facebook en Bolsa: pierde 100.000 millones de valor desde el escándalo

Facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Las acciones de Facebook volvían a desplomarse en los primeros compases de la sesión del lunes en Wall Street después de que la Comisión Federal de Comercio de EEUU (FTC, por su sigla en inglés) confirmara que abrirá una investigación a la red social para determinar si vulneró las normas sobre protección de los consumidores en el caso del robo de datos por parte de la empresa de análisis Cambridge Analytica. Aunque finalmente, con el ‘rally’ que vivió la Bolsa neyorquina, la compañía cerró prácticamente en tablas, su capitalización de mercado llegó a borrar 100.000 millones de dólares (más de 80.900 millones de euros) desde que saltara el escándalo.

Pocos después del toque de campana, los títulos de la plataforma social más popular caían cerca de un 6%, lo que lastraba su valor total en el marcado por debajo de los 440.000 millones de dólares (356.000 millones de euros). Los títulos llegaron a caer de la cota de los 150 dólares, frente a los 185 dólares a los que cerraron las acciones el viernes 16 de marzo, antes de que The New York Times y The Observer revelaran la fuga de datos.

“La FTC se toma muy en serio las recientes informaciones en prensa que plantean preocupaciones sustanciales sobre las prácticas de privacidad de Facebook”, señaló en un comunicado Tom Pahl, director en funciones del organismo. “Hoy, la FTC confirma que tiene una investigación abierta no pública sobre estas prácticas”, añadió. Según publicaba Bloomberg hace unos días, este organismo regulador podría multar a la plataforma con hasta 40.000 dólares (32.500 euros) diarios por infracción (lo que sumaría una sanción millonaria) si considera que violó los términos de un decreto sobre la privacidad y el manejo de los datos personales de los usuarios que la compañía suscribió con la institución en 2011.

El anuncio de la investigación coincide además con la crisis de confianza en Facebook entre los usuarios. Según una encuesta publicada el pasado fin de semana por Reuters, menos de la mitad de los estadounidenses confía en que la compañía fundada por Mark Zuckerberg obedecerá las leyes de privacidad del país norteamericano.

Según los reportajes que sacaron a la luz el caso, Cambridge Analytica utilizó datos recogidos sin autorización en Facebook a principios de 2014 (cuando la red social permitía a las aplicaciones de terceros acceder a gran cantidad de información de los usuarios) para elaborar un programa informático que predijera e influyera sobre las opciones electorales. La empresa recopiló los datos mediante una aplicación externa llamada thisisyourdigitallife, a través de la que pagó a cientos de miles de usuarios para hacerse un cuestionario de personalidad y así obtener sus datos para uso académico; sin embargo, también recogió información de los amigos de Facebook de los sujetos del estudio, con lo que se lograron millones de datos.

La semana pasada, la compañía retrocedió alrededor de un 13,5% y su agonía bursátil parece no encontrar fin. La red social ha sido además acusada en los últimos días de recopilar el historial de mensajes y llamadas de los usuarios en su aplicación para Android, algo que la empresa dirigida por Zuckerberg ya se ha apresurado a negar.