El precio de la luz para clientes de tarifa regulada bajará un 17,8% este jueves

Una factura del consumo de luz - Eduardo Parra - Europa Press

Una factura del consumo de luz - Eduardo Parra - Europa Press

El precio promedio de la luz para los clientes de tarifa regulada vinculados al mercado mayorista bajará este jueves un 17,8% con respecto a hoy, hasta los 186,24 euros por megavatio hora (MWh), según los datos provisionales del Operador del Mercado Ibérico de Energía (OMIE).

Este precio para los clientes del PVPC es el resultado de sumar el precio promedio de la subasta en el mercado mayorista a la compensación que pagará la demanda a las centrales de ciclo combinado por la aplicación de la ‘excepción ibérica’ para topar el precio del gas para la generación de electricidad.

En la subasta, el precio medio de la luz en el mercado mayorista –el denominado ‘pool’– se situará este jueves en los 124,2 euros/MWh, lo que supone 21,1 euros menos que el precio para hoy (145,3 euros/MWh).

El precio máximo de la luz para este 7 de julio se registrará entre las 21.00 y las 23.00 horas, con 169 euros/MWh, mientras que el mínimo para la jornada, de 108,01 euros/MWh, se dará entre las 18.00 y las 19.00 horas.

A este precio del ‘pool’ se suma la compensación de 62,04 euros/MWh a las gasistas (un dato que todavía es provisional y que suele variar frente al definitivo e incidir en las variaciones porcentuales del precio), frente a los 81,27 euros/MWh registrados para hoy. Esta compensación tiene que ser abonada por los consumidores beneficiarios de la medida, los consumidores de la tarifa regulada (PVPC) o los que, a pesar de estar en el mercado libre, tienen una tarifa indexada.

UN 38,46% MENOS QUE SIN APLICARSE LA MEDIDA

En ausencia del mecanismo de la ‘excepción ibérica’ para topar el precio del gas para la generación de electricidad, el precio de la electricidad en España habría sido de media unos 302,62 euros/MWh, lo que supone unos 116,38 euros/MWh más que con la compensación para los clientes de la tarifa regulada, que pagarán así en torno a un 38,46% menos de media.

Con respecto a hace un año, el precio de la luz para los clientes de la tarifa regulada para este jueves supone un 88,65% más frente a los 98,72 euros/MWh del 7 de julio de 2021.

El mecanismo ibérico, que entró en vigor el pasado 15 de junio, limita el precio del gas para la generación eléctrica a una media de 48,8 euros por MWh durante un periodo de doce meses, cubriendo así el próximo invierno, periodo en el que los precios de la energía son más caros.

En concreto, la ‘excepción ibérica’ fija una senda para el gas natural para generación de electricidad de un precio de 40 euros/MWh en los seis meses iniciales, y posteriormente, un incremento mensual de cinco euros/MWh hasta la finalización de la medida.

LA BAJADA EMPEZARÁ A NOTARSE «EN LA FACTURA DE JULIO»

El Gobierno limitaba en sus cálculos a un 15,3% la rebaja en el recibo al consumidor de electricidad medio acogido a la tarifa regulada PVPC durante los 12 meses de aplicación del tope aprobado a la generación de electricidad a partir de gas natural, según consta en la memoria de impacto que acompaña el decreto ley y a la que ha tenido acceso Europa Press.

Para el consumidor industrial, totalmente expuesto al precio ‘spot’, el Gobierno estimaba una rebaja de entre el 18% y el 20%, oscilando el primer mes del mecanismo entre el 15% y el 17%, y entre el 13% y el 15% en el último.

La vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, afirmó ayer que los consumidores empezarán a notar la bajada de la factura de la luz derivada de las medidas adoptadas por el Gobierno, como la reducción de la carga fiscal y el tope al gas para la generación de electricidad, en el recibo de julio.

«El primer recibo que llegará a nuestras casas desde el incremento de la rebaja fiscal y desde la creación del tope del gas será en julio. Estoy hablando de reducción relativa, con lo que hubiera sido en ausencia de estas medidas. En términos absolutos se puede producir una reducción menor para quienes tienen una tarifa PVPC (del mercado regulado) y una reducción más importante para quienes tienen una tarifa en el mercado libre», aseveró Ribera.

Los precios del ‘pool’ repercuten directamente en la tarifa regulada –el denominado PVPC–, a la que están acogidos casi 11 millones de hogares en el país, y sirven de referencia para los otros 17 millones que tienen contratado su suministro en el mercado libre.

De hecho, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha constatado que en 2021, en el marco de la espiral alcista de la energía, alrededor de 1,25 millones de personas pasaron del PVPC a una tarifa en el mercado libre a precio fijo.