El Gobierno holandés considera un «error» no haber impedido el viaje de vacaciones de la familia real a Grecia

El primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El primer ministro holandés, Mark Rutte, ha calificado de «error» no haber impedido el viaje de vacaciones de la familia real holandesa a Grecia en medio de la epidemia de coronavirus.

El rey Guillermo Alejandro y su familia viajó en avión a su residencia de vacaciones en la península del Peloponeso para regresar menos de un días después tras un alud de críticas de partidos de la oposición y también del Gobierno.

Rutte ha explicado que es el monarca quien decide si se va o no de vacaciones, pero es el primer ministro quien debe asesorarle en el caso de que no sea de interés público el viaje y no haberlo hecho ha sido un «error».

Varios diputados han criticado el viaje en plena pandemia, según recogen los medios holandeses. «Sabemos de la reacción de la gente a las noticias. Son violentas y nos han llegado», explicó la Casa Real en un comunicado publicado este viernes. «No queremos dejar lugar a dudas: para derrotar a la COVID-19 es necesario seguir las recomendaciones», dijo.

Las autoridades holandesas acaban de implantar nuevas medidas para atajar los contagios por coronavirus que incluyen el cierre de bares y restaurantes durante cuatro semanas.

El último balance oficial publicado este domingo incluye 8.100 nuevos contagios. El país suma 225.970 casos confirmados y 6.811 muertes, según los datos recopilados por la Universidad Johns Hopkins.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA