El dieselgate tuvo un impacto de 360 millones en los resultados semestrales de Volkswagen

Logo de Volkswagen. - Sina Schuldt/dpa

Logo de Volkswagen. - Sina Schuldt/dpa

El grupo automovilístico alemán Volkswagen se anotó un impacto negativo por importe de 360 millones de euros en sus cuentas semestrales, en relación con las partidas especiales relacionadas con el caso del software que alteraba las emisiones de algunos motores diésel.

Según el informe semestral de la compañía alemana, consultado por Europa Press, este importe, que repercutió en el beneficio operativo semestral, se atribuye principalmente a gastos derivados de riesgos legales de la investigación, que se dio por finalizada el pasado abril.

Durante el año pasado, las partidas especiales relacionadas con el ‘dieselgate’ ascendieron a 750,8 millones de euros. Estos partidas económicas fueron atribuibles a gastos adicionales de 967,6 millones de euros.

Esto se vio compensado por los ingresos procedentes de las liquidaciones de daños, que ascendieron a 216,8 millones de euros y se debieron a los acuerdos con antiguos miembros del consejo de administración alcanzados en junio de 2021, con el objetivo de lograr una resolución rápida y jurídicamente segura en lo que respecta a la responsabilidad civil de los miembros de los órganos de gobierno.

En este sentido, Volkswagen y Audi llegaron a acuerdos con Martin Winterkorn, expresidente del consejo de administración del grupo, que acordó el pago de 11,2 millones de euros, y con Rupert Stadler, expresidente de Audi, que aceptó abonar 4,1 millones de euros, con el fin de poner fin a la denuncia interpuesta por el grupo contra ambos directivos por el caso del diésel.

SCANIA, 900 MILLONES DE MULTA POR EL CÁRTEL DE CAMIONES

Por otro lado, en la primera mitad de este año, el consorcio Volkswagen hizo frente a la multa de 900 millones de euros derivada del procedimiento antimonopolio de la Unión Europea contra Scania por haber pactado con otras cinco firmas los precios de venta de sus vehículos y haber transferido al comprador los costes de cumplir con las normas de emisiones contaminantes.

Como resultado, el flujo de efectivo derivado de las actividades de explotación disminuyó en 1.500 millones de euros (-8%), hasta los 16.900 millones de euros.

En abril, la marca del grupo Traton presentó un recurso ante el Tribunal General de Justicia de la Unión Europea (TUE), que fue desestimado porque en la medida en que participó directamente en todos los aspectos pertinentes del caso de colusión, el Ejecutivo europeo estaba facultado para imputarle la infracción en su totalidad.

El grupo Volkswagen contabilizó un beneficio neto atribuido de 10.296 millones de euros durante el primer semestre del ejercicio actual, un 27% más, mientras que su facturación entre enero y junio experimentó un incremento interanual del 2%, con un volumen de negocio de 132.285 millones de euros.