El banquero Jaime Botín, condenado por fraude fiscal en la compra de un avión privado

Jet privado

El banquero Jaime Botín ha aceptado ser condenado en conformidad por un delito contra la Hacienda Pública en la compra de un avión privado a través de un entramado de sociedades en Portugal y Jersey, según informa hoy eldiario.es.

El máximo accionista de Bankinter fue imputado por un presunto delito contra la Hacienda Pública cifrado por la Fiscalía en 1.014.298 euros y relacionado con la compra de un jet privado para el multimillonario a través de un entramado de empresas en el extranjero.

El digital informa que “previo pago de la multa del 50% de la cuota defraudada (cifrada por la Fiscalía en 1.014.298 euros), lo que elevaría la multa a más de medio millón de euros, Jaime Botín ha logrado la aplicación del 305.6 del Código “enal, según fuentes jurídicas. Este artículo permite bajar dos grados la pena si antes de que transcurran dos meses desde la citación judicial como imputado satisface la deuda tributaria y reconoce judicialmente los hechos.

La cuantía del fraude de Botín elevaba el delito al tipo agravado, lo que implica un arco de penalidad de dos a seis años de prisión. Finalmente, el acuerdo es de ocho meses de privación de libertad que no se va a ejecutar. Botín no ingresará en prisión, al ser la pena inferior a dos años y no haber condena previa.

Según las mismas fuentes, en su declaración hace dos semanas ante la titular del Juzgado de Instrucción número 49 de Madrid, Josefa Bustos, el exbanquero reconoció los hechos y se esforzó por eximir a los que la Fiscalía y la Abogacía del Estado señaló como colaboradores necesarios en el fraude, entre ellos, una cuñada del exministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón.