El Gobierno pagará a las empresas que contraten a parados de larga duración parte de sus salarios

Fátima Báñez, ministra de Empleo
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Las ayudas de 426 euros sólo serán para los desempleados inscritos antes del 1 de diciembre El Gobierno ha aprobado hoy un programa extraordinario de activación de empleo que busca reinsertar en el mercado laboral a los parados de larga duración, que suponen en la actualidad el 60% del total. Entre las nuevas medidas figura que los empresarios que contraten a desempleados podrán restar del salario la ayuda que el nuevo asalariado percibe del Estado, 426 euros.

“La ayuda va a ser por primera vez compatible con el salario por parte de la empresa […] en ningún caso con la Administración Pública”, ha explicado la ministra de Empleo en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. Fátima Báñez ha detallado que la nueva ayuda «extraordinaria» sólo va dirigida a un colectivo de parados específico que no tengan «ninguna prestación» ni por parte ni CCAA ni de los ayuntamientos y tengan a cargo responsabilidades familiares.

Estos beneficiarios tienen que haber estado inscritos como demandantes de empleo para entrar en este programa antes del 1 diciembre de 2014 y haber estado inscritos en el desempleo en los doce últimos meses de los 18 previstos desde la solicitud. Además, su nivel de renta no debe superar al 75 % del Indicador Público de Rentas Múltiples (IPREM) y tienen la obligación de aceptar cualquier oferta o formación que reciban mientras estén dentro de ayuda.

Báñez ha estimado que los beneficiarios potenciales estarán en el entorno de entre 400.000 y 450.000 personas y que el coste estimado de esta medida rondará los 1.000 o 1.200 millones de euros. La medida supondrá subir la tasa de cobertura por desempleo a mediados de 2015 entre siete y ocho puntos, lo que supondría pasar del 57 % actual al 64 %, tal como ha explicado.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA