Visitando centros comerciales, pagas demasiado

Centro Comercial
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El número de los centros comerciales en España está creciendo muy rápido. Su multitud abruma y los precios muy a menudo no dejan muchas ilusiones. Los españoles están ansiosos por visitar estos lugares, a menudo tratándolos como una forma de entretenimiento o un lugar para caminar y pasar tiempo. ¿No sería mejor comprar los mismos productos a un precio menor ahorrando tiempo y dinero? ¡Hay una manera!

España es uno de los países europeos donde el número de centros comerciales por ciudadano se ubica en la posición más alta en las estadísticas. En las ciudades se puede ver las grúas torre que anuncian la construcción de los nuevos centros o la información en los medios sobre nuevos inversores. No habría nada malo en eso, pero vale la pena tener en cuenta que los precios en dichos lugares a menudo están muy inflados.

Las razones para pagar incluso algunas docenas por ciento más por los productos seleccionados son muy prosaicas, es decir, altos alquileres, la necesidad de pagar al personal de la tienda, el coste de los materiales publicitarios o el transporte de la propia mercancía es lo que lo hace poco rentable desde el punto de vista del cliente. ¿Qué hacer para no pagar demasiado? Lo mejor es aprovechar la existencia de las tiendas en línea.

E-tiendas según las investigaciones se están volviendo más y más populares. Al eliminar los factores antes mencionados, pueden ofrecer precios mucho más bajos que no arruinen las carteras de los españoles. En las tiendas online se puede encontrar productos más baratos, y lo más importante, es exactamente lo mismo que en las tiendas físicas. Sucede que el mismo producto de la misma marca es mucho más caro en los centros comerciales que el que se encuentra en la tienda online.

La conveniencia de hacer compras en línea también es algo que debería convencer a los clientes a aprovecharlas. Todo se puede hacer desde su hogar, y las compras pueden ser entregadas directamente a la puerta de su casa. Lo que es muy importante, en la red los consumidores tienen acceso a más tiendas que en todo el mapa del centro comercial. Sin moverse del sofá, se puede realizar un pedido en una tienda de China, Alemania, Gran Bretaña o Estados Unidos. La falta de restricciones también hace que el cliente tenga más posibilidades y opciones de adquirir objetos completamente únicos.

Haciendo compras en línea, también vale la pena utilizar códigos de descuento, que normalmente no están activos en las tiendas físicas. Para encontrarlos, basta entrar en, por ejemplo, buykers.com, donde hay acceso a miles de promociones de forma gratuita. No es necesario que inicie sesión, solo ingrese el nombre de la tienda que está buscando, por ejemplo, Casa del Libro, luego seleccione el código descuento correcto, cópielo y péguelo en la cesta de la compra en la tienda online. Es muy simple y permite ahorrar hasta docenas de porcentaje.

Los centros comerciales, a pesar de su gran popularidad y gran cantidad de clientes, no siempre son el mejor lugar para hacer compras debido a los precios exagerados. Para comprar más barato, use Internet, así como los códigos de descuento, que reducen aún más el precio de los productos seleccionados. Ahorrar mientas comprar es lo que se llama smart shopping (de inglés – compras inteligentes), que cada vez es más popular.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA