Todo a Técnicas Reunidas: la apuesta de los analistas para invertir en Bolsa española

Bolsa de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

Los mercados han estado marcados durante la última semana por el batacazo que registró el Dow Jones, que el martes 6 cedió 1.175 puntos, la mayor caída de su historia. Este comportamiento también ha afectado al Ibex 35 que cayó, la semana pasada, un 5,6%. Se trata de la mayor caída semanal posterior al Brexit, en el que la bolsa española cedió un 6,9 % en cinco sesiones. El repunte de inflación en Estados Unidos y el temor de los mercados a que la Fed lleve a cabo una subida de tipos a mayor velocidad de la esperada han aumentado la incertidumbre en los mercados de renta variable.

Con este escenario en mente, en el que existe cierto temor de que se produzca un trasvase de renta variable a renta fija a causa de nuevas y más rápidas posibles subidas de tipos de interés en Estados Unidos la cartera ideal, según José Luis Villafranca, director general de Bravo Capital, tendría un 50% en valores de renta fija. “Resultarían interesantes títulos a corto plazo (3 años) que ofrecen importantes rentabilidades (en torno al4%)”, apunta este analista.

No obstante, Villafranca sostiene que todavía no hay cimientos suficientes para considerar que el ciclo alcista esté llegando a su fin, ni mucho menos. “De hecho, creemos que las bolsas, especialmente las europeas, tienen, todavía, margen de subida”. En este sentido, el analista de Bravo Capital incluye en su cartera a Técnicas Reunidas: “Creemos que la firma de ingeniería es una gran oportunidad de compra. La cotización de la compañía se encuentra, en estos momentos, por encima de los niveles que registraba antes del 10 de noviembre, momento en el que Técnicas Reunidas presentó un profit warning (disminución de los beneficios) que le supuso ceder en los mercados el 18% (llego a caer un 31% en algunos momentos de la sesión) de su cotización”.

No obstante, Villafranca cree que la adjudicación de importantes contratos a lo largo del mes de diciembre (un contrato en Azerbaiyán valorado en 675 millones de euros y otro en Bahrein valorado en 3.546 millones de euros) parecen haber devuelto la confianza de los mercados a la multinacional española de ingeniería, especializada en infraestructuras para sector del petróleo y del gas. “De este modo, consideramos que la compañía puede tener una considerable revalorización en los próximos meses”, señala.

El analista Borja Matilla, de Hanseatic-Brokerhouse, coincide con Villafranca y también incluye a Técnicas Reunidas en su cartera de inversión: “Valor que a priori se encuentra cotizando por debajo de su precio medio habitual y el cual ofrece un posible potencial de crecer”. “Desde su mínimo de 2017, la acción inició un ascenso el cual se ha visto frenado en las últimas semanas perdiendo la directriz alcista aunque esta pérdida nos puede dar un punto más óptimo además de la zona de acumulación que se encuentra actualmente realizando”, explica Matilla.

El analista de Hanseatic-Brokerhouse también destaca otro valor relacionado con las materias primas, ArcelorMittal. La acerera, argumenta Matilla, ha ido revalorizando el valor de su acción sistemáticamente desde la realización del contrasplit. “Desde entonces, sucesión continuada de mínimos crecientes con divergencia alcista en el largo plazo en su análisis técnico”, añade. Asimismo, Matilla comenta que “desde su soporte más cercano en torno a los 26 euros, viene realizando otro nuevo rebote buscando el último máximo relativo interanual. Con todo esto, nos encontramos un valor que seguirá ponderando al alza mientras no pierda el nivel mencionado”.

Este experto completa su cartera con Indra que “viene de rebotar con fuerza en un doble suelo con posible fuerte proyección. La tenemos cotizando por debajo de lo que es su precio medio objetivo y afianzar los 11 euros por título es una señal de revitalizar nueva la acción”.

Ignacio Cantos, analista de atl Capital, discrepa en este sentido y apunta, sobre Indra, que “no vemos claro el resultado de su plan de reestructuración. El sector público sigue bajo presión y en defensa no obtienen nuevos contratos que suplan otras unidades”.

Por su parte, Villafranca señala a Siemens Gamesa, un valor que ha recuperado la confianza de los analistas. El analista de Bravo Capital alega que la empresa de renovables se encuentra en pleno proceso de remontada. “Después de un 2017 con numerosas dificultades, en el que el valor de la acción disminuyó considerablemente, debido al proceso de integración en Siemens en el que se encuentra la compañía, en 2018 ya acumula una subida del 5,77%”, argumenta.

Además, hace notar la buena situación financiera de la empresa que cuenta con una cifra de tesorería que supera los 529 millones de euros (según las cuentas individuales auditadas correspondientes al ejercicio de 2017), lo que “facilitará el proceso de integración en el que la empresa continúa, permitiendo a la compañía afrontar los gastos necesarios y mejorando, probablemente, sus resultados esperados. Por estos motivos, creemos que Gamesa tiene una gran potencial de revalorización a corto y a medio plazo”, sentencia Villafranca.

Este experto también coloca a Abertis entre sus ‘favoritos’ a corto plazo ya que pese a que la cotización de la concesionaria de autopistas se revalorizó más de un 39% en 2017 (siendo el tercer valor más rentable de todo el Ibex35, después de Cellnex e IAG) “pensamos que la empresa todavía tiene potencial en el mercado bursátil”. “Los buenos resultados que ha obtenido en 2017, en los que ha superado los 5.000 millones de euros en ingresos e incrementado hasta los 897 millones su beneficio (un 13% más que en 2016), unido a la guerra de opas en la que se encuentran ACS y Atlantia por adquirir la compañía, convierten a Abertis, según nuestra opinión, en un valor recomendable a tener en cartera”, sostiene el analista de Bravo Capital.

En esta línea, Ignacio Cantos, analista de atl Capital, destaca ACS que, “tras un corrección cercana al 20% desde 34 a 28 creemos que debe situarse en la zona de 31-33 con un potencial de algo más del 10%. La opa sobre Abertis puede ser un catalizador para esta situación. Cotiza a per 11 y supera el 4% en yield”, señala.

Este experto también apunta a Santander, banco que “debería empezar a poner en precio las sinergias procedentes de la absorción del Popular, además la situación de Brasil mejora y la concesión de crédito está mejorando de manera importante. Cotiza a 0,9 veces valor en libros y tiene una rentabilidad por dividendo cercana al 4%”.

En el lado bajista aparecen pesos pesados como Telefónica, Gas Natural y Repsol. A juicio de Borja Matilla, la operadora “está viviendo sus peores momentos y ya empiezan a escucharse rumores de posibles OPAs por gigantes del sector. Técnicamente seguirá ponderando a la baja y marcará como primer objetivo para un posible indicio de mejora por encima de los 8,50 euros aproximadamente”.

Para Ignacio Cantos, sin embargo, Telefónica sí puede ser una oportunidad aunque cotiza en los mínimos de los últimos años por las dudas de los inversores sobre el modelo de las telecomunicaciones y quien se beneficia de ello. “Cotiza a per 11 y el dividendo supera el 5%. No nos extrañaría ver el elemento corporativo entrar en juego entre las telecos europeas”, apunta el experto de atl Capital.

En cuanto a Repsol, el analista de Hanseatic-Brokerhouse destaca que “las petroleras no están viviendo sus mejores momentos a pesar de los intentos recientes de la OPEP por avivar nuevamente el precio del barril, consecuencia que está afectando a la compañía petrolera”. “Es cierto que ha venido recuperando valor en los dos últimos años pero parece que esa tendencia alcista ha perdido fuerza recientemente y una pérdida de los 13 euros por título no haría otra cosa que generar más dudas en la acción”, aduce Matilla.

Gas Natural no cuenta con la confianza de Villafranca dado que la multinacional española, pionera en la integración del gas y la electricidad, se deja ya, en los que llevamos de año, más del 6% de su valor bursátil. “Pese a que los resultados correspondientes al ejercicio 2017, que acaba de presentar la compañía, reflejan un beneficio de 1.360 millones de euros (un 1% más que en 2016), si no se tuvieran en cuenta los 460 millones de beneficios extraordinarios que obtuvo (350 de ellos se corresponden con la venta de su filial de gas en Colombia) la firma eléctrica habría registrado notables pérdidas”, advierte el analista de Bravo Capital.

Asimismo, aunque Gas Natural ha esquivado el profit warning gracias a los resultados extraordinarios, “la caída considerable del Ebitda (situado en mínimos de los últimos años y con una disminución del 16,1% en relación a 2016) confirma los malos resultados. De este modo, según nuestros criterios, no incluiríamos el valor en nuestra cartera a corto y medio plazo”.

Por otro lado, el analista de Bravo Capital coloca el farolillo rojo a Dia, que en lo que llevamos de 2018 ha retrocedido prácticamente un 10% su cotización en el mercado de renta variable. En octubre del año pasado la compañía rebajó sus expectativas de ventas y beneficios para el conjunto de 2017, recuerda Villafranca que añade que a eso se suman una pérdida de cuota de mercado (según un estudio recientemente publicado por Kantar World Panel, firma de consultoría en investigación de mercados) en un sector con una competencia cada vez más agresiva y las dificultades que está teniendo la compañía para reducir su alto nivel de endeudamiento. “De este modo, creemos que no es, todavía, el momento idóneo de entrar en la compañía, ya que a corto plazo consideramos que el valor de la acción puede continuar descendiendo. No obstante, habrá que estar pendientes de los resultados que Dia va a presentar el próximo 22 de febrero”, concluye.

Otro valor bajista, citado en este caso por Borja Matilla, es Atresmedia, en “zona de resistencia para la acción por lo que es muy presumible que siga la tendencia de fondo que viene realizando en el corto plazo, niveles que puede devolver a la acción a cotizar nuevamente por debajo de los 8 euros por título”.

FCC también es un valor a descartar, según Ignacio Cantos, puesto que “la reestructuración está relativamente parada y la empresa sigue con un nivel de endeudamiento elevado y el sector no acaba de despegar en el año se ha comportado mejor en relativo que sus comparables. Per 20 y sin dividendo”.